Vox denuncia delitos de torturas y contra la integridad moral de Nacho Mínguez

images
image-434965
El juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno ha admitido a trámite una querella contra el ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, presentada por Vox por delitos de torturas y contra la integridad moral del presidente de Vox Madrid, Nacho Mínguez, que desplegó junto a otras personas una bandera española en el Peñón el pasado mes de junio.

En un auto hecho público este miércoles, el magistrado pide a la policía judicial que acredite si Picardo tiene residencia en España. También reclama al Ministerio de Asuntos Exteriores que le informe sobre si tuvo conocimiento oficial de lo sucedido y si se emitieron notas de protesta frente a las autoridades británicas por estos hechos.

El magistrado también quiere saber, con el aval de la Fiscalía, si Picardo está amparado por la inmunidad diplomática y remite una comisión rogatoria a Reino Unido para que se le faciliten los expedientes policiales y judiciales tramitados tras los arrestos.

Denuncian trato desproporcionado y discriminatorio

Los denunciantes aseguran que las autoridades británicas actuaron de forma desproporcionada contra Mínguez. Tras cachearle, le retuvieron durante más de siete horas en dependencias policiales donde “se le negó el ejercicio de sus derechos, la asistencia letrada, el alimento y el aseo”, dicen.

Esta situación se mantuvo -aseguraba VOX- tras pasar a disposición judicial, donde se acordó su ingreso en prisión provisional.

El partido dirigido por Santiago Abascal también afirma que su responsable de servicios jurídicos, Pedro Fernández, observó cuando acudió a interarse por Mínguez un trato “discriminatorio”. “Se le condujo al juicio esposado y fue introducido en una cámara acristalada sin haberse comunicado con su abogado”, decía la denuncia.

El juez Moreno asegura que los hechos denunciados pueden ser calificados como torturas y contra la integridad moral, acepta la competencia y admite a trámite la querella. Además, interrogará como testigo al abogado que acudió a auxiliar a Mínguez.

El presidente de Vox en Madrid fue arrestado tras participar en el despliegue de una bandera de España gigante en el lado norte del peñón de la colonia británica. “Con este acto, Vox ha querido reivindicar que jamás cejará hasta recuperar la plena soberanía española del Peñón”, explicó entonces la formación.

Picardo ve “frívola” y “temeraria” la querella

El ministro principal de Gibraltar ha calificado como “frívolas” y “temerarias” las acciones legales del partido Vox contra su persona.

Según ha informado el gobierno gibraltareño, Picardo ha reaccionado a esta decisión judicial afirmando que “las acciones legales presentadas contra mí por supuesta tortura que han presentado militantes del partido político de derechas español Vox en la Audiencia Nacional son frívolas y temerarias, además de constituir un claro abuso de los medios procesales“.

También ha manifestado que esta acción es una “calumnia” que “difama la excelente reputación y el duro trabajo” de la Policía Real de Gibraltar, el Servicio Penitenciario de Gibraltar, el Tribunal de Magistrados y el sistema jurídico del Peñón, “instancias en las que confío plenamente”.

Por último, Picardo ha manifestado que respeta “por completo” los tribunales y el sistema jurídico español, ha dejado claro que este pleito no le “quitará el sueño” y anuncia que encargará a sus abogados que “lidien con este claro abuso de procedimiento”.


Leave a Reply

Your email address will not be published.