Suecia dice que no puede garantizar alojamiento para los nuevos refugiados

1229141
image-254906
Agencias 
El Gobierno sueco ha advertido este jueves que no puede garantizar alojamiento a los nuevos solicitantes de asilo que lleguen a este país nórdico ante la situación límite alcanzada en las últimas semanas.

“Quienes lleguen a nuestras fronteras pueden recibir el mensaje de que no podemos conseguirles alojamiento. Deberán decidir entonces si se lo buscan por su cuenta o regresan a Alemania o a Dinamarca“, ha declarado este jueves el ministro de Inmigración, Morgan Johansson, en conferencia de prensa.

Johansson ha calificado la situación de “muy dramática” y ha señalado que puede empeorar en los próximos días si continúa aumentando el número de peticionarios que llegan sobre todo desde Alemania a Suecia, el país de la UE que más solicitantes de asilo recibe per cápita.

Llegada de algunos de los diecinueve refugiados eritreos que partieron desde el aeropuerto romano de Ciampino hacia el aeropuerto de Lulea, Kallax, al norte de Suecia

El doble de los solicitantes previstos

Según el último pronóstico de la Dirección General de Migraciones se espera que en 2015 lleguen a Suecia entre 140.000 y 190.000 solicitantes, más del doble que la previsión anterior de hace tres meses.

La falta de viviendas para alojar a los refugiados ha obligado a las autoridades suecas a acondicionar barracones, antiguas cárceles y escuelas, además de construir campamentos de tiendas de campaña como solución provisional.

Migraciones hizo un llamamiento a los municipios suecos ante la urgente necesidad de plazas extras y avisó de que se podría superar el récord de refugiados llegados en un día, fijado en 1.800 el pasado otoño.

Redistribución hacia otros Estados

El miércoles, Estocolmo hizo una petición a la Comisión Europea para ser considerada como Grecia e Italia, por ejemplo, entre los Estados destinatarios de ayuda especial para afrontar la llegada de solicitantes de asilo.

El gonierno del país nórdico decide “solicitar la reubicación de migrantes desde Suecia a otros Estados”, dijo el miérdcoles el primer ministro Stefan Lofven.

Una declaración que se ha concretado este jueves con el envío por parte del gobierno sueco a la Comisión Europea (CE) de la correspondiente petición para recolocar algunos refugiados en otros países miembros.

Suecia reclama que se le aplique parte de la cuota de 54.000 individuos que iban a salir de Hungría, dentro del plan de reubicación de 160.000 refugiados aprobado hace unas semanas por la Unión Europea (UE) y que ese país rechazó.


Leave a Reply

Your email address will not be published.