Sant Joan informa a la población sobre las medidas de prevención ante el virus Zika

160327_NP_Sant_Joan_Charlas_Zika_poblacion
image-346273

El Hospital Universitario Sant Joan d’Alacant ha iniciado una iniciativa que pretende trasladar a la población información de primera mano en torno al virus Zika y resolver sus posibles dudas sobre esta epidemia.

Se trata de una serie de ponencias en diferentes municipios de la comarca del L’Alacantí con carácter multidisciplinar, pues intervienen especialistas de medicina preventiva, de enfermedades infecciosas y de ginecología.

Los profesionales centran los encuentros divulgativos en hablar a la población sobre los mecanismos de transmisión del virus y las medidas básicas de prevención que se pueden adoptar.

Así, se recuerda que la Organización Mundial de la Salud declaró en el mes de febrero esta epidemia como una emergencia sanitaria de importancia internacional, principalmente ante la sospecha de una asociación entre este virus y un incremento de las tasas de microcefalia en recién nacidos.

El Zika es un flavivirus transmitido por mosquitos del género Aedes (aegypti y albopictus), ampliamente distribuidos en el mundo. Los primeros brotes tuvieron lugar principalmente en África, Asia y varias islas del Pacífico y no es hasta mayo de 2015 cuando la OMS informó de la primera transmisión local de este virus en el hemisferio occidental, concretamente en Brasil.

A partir de esta fecha, se han ido ampliando los territorios que han informado de casos autóctonos de infección por este virus. Y es que los casos importados pueden dar lugar a la diseminación local del virus en aquellas áreas donde circule el vector responsable de la transmisión, el mosquito Aedes.

Los expertos destacan que la enfermedad causada por el virus Zika cursa de forma asintomática en un 75-80% de los infectados, al igual que ocurre con otras enfermedades producidas por flavivirus (como el virus dengue). En caso de producirse síntomas suelen ser de intensidad leve y corta duración (entre dos y siete días), como fiebre, dolores musculares y articulares, vómitos, dolor abdominal, diarrea, cansancio y dolor de cabeza, etc.

La infección debe considerarse en pacientes que presenten estos síntomas y hayan viajado a las zonas de riesgo en las dos semanas previas a la aparición de la enfermedad. Cabe destacar que no existe tratamiento específico para la infección por el virus Zika, recomendando únicamente reposo relativo, hidratación y paracetamol.

Medidas preventivas

Con respecto a la prevención, se resalta que no existe ni vacuna ni profilaxis. La mejor manera de prevenir la infección por el virus Zika en las zonas donde existe transmisión es evitar las picaduras de mosquitos, usar el aire acondicionado o mosquiteras en ventanas y puertas; utilizar camisas de manga larga y pantalones, y protegerse de la picadura de los mosquitos con el uso de repelentes de insectos.

En cuanto a las mujeres que estén embarazadas o que estén tratando de quedar embarazadas, las recomendaciones son posponer el viaje a estas zonas, y en caso de no ser posible, se aconseja seguir la medidas adecuadas para evitar la picadura de mosquitos, y comunicar a la vuelta del viaje a su médico la estancia en estos países para que se pueda hacer una adecuada evaluación y seguimiento del embarazo según proceda.

Para evitar nuevos casos, se recomienda a los viajeros que se dirijan a las zonas con transmisión actual del virus, que acudan a los centros de vacunación internacional para recibir información sobre algunos de los aspectos ya comentados, como los síntomas característicos de la enfermedad, su forma de transmisión, período de incubación, diagnóstico y, sobre todo, las medidas de prevención.


Leave a Reply

Your email address will not be published.