Rusia vuelve a bombardear territorio sirio

Rusia vuelve a bombardear territorio sirio mientras EE.UU. y los rebeldes le acusan de atacar a la oposición

La aviación rusa ha bombardeado este jueves, por segundo día consecutivo, hasta cinco posiciones de los grupos armados que luchan contra el régimen de Bachar al Asad en Siria, según ha confirmado el Gobierno ruso en un comunicado, en el que afirma que los ataques han tenido lugar en las provincias de Idlib, Hama y Homs, en el norte y el centro del país. Aunque Rusia insiste en que esos ataques van dirigidos “contra posiciones del Estado Islámico”, el objetivo sigue siendo discutido: el principal grupo rebelde asegura que los aviones rusos disparan contra sus bases y el senador estadounidense John McCain ha afirmado también que han alcanzado a la oposición.

El ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, aseguraba desde Nueva York que los bombardeos tienen como único objetivo a grupos yihadistas que, según ha subrayado, son exactamente los mismos que los de Estados Unidos y sus aliados. “Estamos de acuerdo con la coalición [que lideras EE.UU.] en esto”, ha dicho Lavrov, que ha insistido en que las fuerzas rusas no actúan contra la oposición al Gobierno de Damasco ni tratan de decantar la guerra en favor del presidente sirio, Bachar al Asad.

Lavrov: “El objetivo es el terrorismo y no apoyamos a nadie que vaya en contra de su propio pueblo”

“Los representantes del mando de la coalición siempre han dicho que sus objetivos son el Estado Islámico, el Frente al Nusra y otros grupos terroristas. Esta es básicamente nuestra postura también”, ha recalcado.

La principal diferencia, ha indicado, es que Rusia coordina sus acciones con el Gobierno sirio, algo que no hace EEUU y su coalición, que insiste en que Al Asad ha perdido toda legitimidad y debe dejar el poder. En ese sentido, Lavrov ha dejado claro que Rusia nunca podría formar parte de la coalición que lidera EE.UU., pues actúa sin petición del Gobierno sirio ni mandato del Consejo de Seguridad. “Pero entendemos la realidad y queremos evitar cualquier malentendido, como mínimo. Como máximo, nos gustaría una cooperación que haga la lucha antiterrorista más efectiva”, ha señalado.

Antes, el Ministerio de Defensa ruso explicaba en un comunicado los objetivos de la ofensiva: “La aviación rusa ha llevado a cabo cuatro ataques aéreos esta noche contra posiciones del Estado Islámico en el territorio sirio”. Los aviones rusos del tipo Sujoi 24 y 25 han destruido “un cuartel general de grupos terroristas y un almacén de municiones en Idlib” y un taller para la fabricación de coches-bomba en Homs, según ese balance.

Por el momento, Rusia ha llevado a cabo 12 ataques en total en Siria. Moscú ha negado que esos bombardeos hayan causado víctimas civiles, mientras la oposición siria asegura que 36 civiles perdieron la vida el miércoles.

3307359Captura de video facilitada por el Ministerio de Defensa ruso en su página web que muestra el bombardeo aéreo ruso en Hmeymim (Siria), el 30 de septiembre

Informaciones discrepantes sobre los objetivos

Pese a la insistencia rusa, existen informaciones discrepantes sobre si todos los objetivos alcanzados están relacionados con el Estado Islámico. De hecho, el senador estadounidense John McCain ha asegurado que algunos de los primeros bombardeos llevados a cabo por la aviación rusa han alcanzado a rebeldes opositores al Gobierno de Damasco entrenados por la CIA.

“Tenemos comunicación con personas de allí”

“Lo puedo confirmar absolutamente”, porque “tenemos comunicación con personas allí”, ha recalcado el senador republicano, presidente del Comité de Servicios Armados del Senado de Estados Unidos, en declaraciones a la cadena de televisión CNN.

Asimismo, uno de los comandantes del opositor Ejército Libre Sirio (ELS) en Siria, el general Ahmad Rahal, ha declarado a la agencia Efe que la aviación rusa ha bombardeado posiciones de su organización en Hama e Idleb. En concreto, el general opositor ha señalado que los aviones de Rusia tenían como blanco posiciones del ELS en Jan Shijun y en Kafr Nabel, en Idleb; mientras que este miércoles atacaron la base de una de sus brigadas, el Ejército de Al Aza.

El Ejército Libre Sirio, de tendencia moderada, recibe apoyo militar por parte de Estados Unidos y está vinculado a la Coalición Nacional Siria (CNFROS), principal alianza política opositora. El propio ministro ruso de Exteriores, Serguei Lavrov, ha aclarado este mismo martes que Rusia no considera que sea un grupo terrorista y que debe formar parte de la solución política para Siria.

Por su parte, una fuente de los servicios de seguridad sirios, citada por AFP, ha afirmado que el objetivo de los ataques era una alianza de grupos rebeldes autodenominada “Ejército de la Conquista”, de la que forma parte el Frente al Nusra, filial de Al Qaeda en Siria. Además, activistas contactados por el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH), ONG con sede en Londres, han asegurado que no hay objetivos del Estado Islámico en la zona bombardeada en Hama.

1443630341773Fuente: RTVE e Instituto para el Estudio de la Guerra. Actualizado a 15 de septiembre de 2015.

Estados Unidos y Arabia Saudí temen que el objetivo real de Moscú no sea combatir a los yihadistas sino reforzar al régimen de Asad debilitando a los grupos opositores. El Kremlin ha respondido a esta desconfianza afirmando que los bombardeos en Siria se deciden en coordinación con Damasco y tienen como objetivo una lista de grupos armados “bien conocidos”.

“Estas organizaciones son bien conocidas y los objetivos se eligen en coordinación con las fuerzas armadas de Siria“, ha explicado el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov. Por el momento, Moscú y Washington han acordado establecer una vía para intercambiar información militar y evitar contactos indeseados en el espacio aéreo sirio. Peskov ha añadido que aún es “demasiado pronto” para saber si la campaña aérea es satisfactoria.

Medio centenar de aviones y helicópteros

En las operaciones que se llevan a cabo en Siria participan más de 50 aviones y helicópteros rusos, según ha explicado a medios locales rusos un portavoz del Ministerio de Defensa, Ígor Konashenkov.

Los principales equipos, materiales y municiones se encontraban ya en la base marítima que Rusia tiene en el puerto sirio de Tartus, en el Mediterráneo. A este contingente se suma un batallón de infantes de marina desplegado para proteger la base aérea de Jmeimim.

La operación aérea de Rusia en territorio sirio podría verse complementada por una ofensiva terrestre del Ejército sirio, reforzado por tropas iraníes que, según han avanzado fuentes libanesas en exclusiva a la agencia Reuters, se encuentran en Líbano desde hace diez días.

Las fuentes citadas explican que centenares de soldados iraníes estarían acantonados para colaborar con las tropas regulares sirias y el apoyo de Hizbulá, la guerrilla chií libanesa respaldada por Irán, en la recuperación del terriotorio que el régimen de Bachar al Asad ha perdido a menos de los rebeldes. “Los ataques aéreos [de Rusia] estarán acompañados en un futuro próximo del avance del Ejército sirio y sus aliados”, ha indicado una de las fuentes de Reuters.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.