Metrovalencia cierra la zona de trasbordo de la estación de Marítim Serrería para facilitar el uso de la tarjeta TuiN

20151229_142942
image-297990

Metrovalencia ha modificado el acceso a la zona de trasbordo de la estación de Marítim Serrería con una nueva línea de canceladoras que separará el paso entre el metro y el tranvía. El objetivo de esta actuación es doble. Con esta medida se quiere facilitar la validación a los usuarios de la nueva tarjeta monedero TuiN de Metrovalencia, en una estación en la que confluyen las Líneas 5 y 7 de metro con las Línea 6 y 8 del tranvía

La actuación, que entrará en servicio la próxima semana y ha contado con un presupuesto de 147.824,49 euros euros, IVA incluido, ha consistido en la instalación de seis canceladoras para regular los movimientos de los pasajeros entre ambos medios de transporte. Cabe recordar que, FGV, concluyó el pasado año en la estación de Empalme la misma actuación.

Marítim-Serrería se abrió al público en 2007 al unir el puerto y el aeropuerto con la Línea 5 y en ella se juntan actualmente el tráfico de la citada Línea 5 con la 7 de metro, además de las tranviarias 6 y 8. Es la primera estación intermodal de metro y tranvía subterránea de España.

Funcionamiento y ventajas de la TuiN

La tarjeta inteligente Tuin se recarga con un saldo mínimo de 10 euros, en cualquier soporte multiviaje de Metrovalencia y permite realizar viajes por toda la red, descontando el saldo en función de los trayectos realizados, por lo que es imprescindible cancelar de entrada y salida para descontar el saldo de manera correcta.

En el metro, hay que validar siempre el título en la estación o parada de origen y en la de salida, aunque sea una estación de superficie. Así, la tarjeta puede saber qué trayecto se ha realizado y descontar el número de zonas exacto que se ha recorrido. Si sólo se valida de entrada o salida, la tarjeta descuenta del saldo el importe de tres zonas.

En el tranvía, se debe validar el título en la terminal del andén correspondiente al sentido del viaje. A diferencia del metro, no es necesario validarlo cuando se finalice el trayecto. La tarjeta solo descuenta del saldo el importe de una zona.

En caso de que se vaya a realizar un trasbordo entre metro y tranvía (Benimaclet, Empalme y Marítim-Serrería) hay que validar al cambiar de medio de transporte. Si se pasa de tranvía a metro, hay que disponer del saldo mínimo para viajar y validar nuevamente cuando se salga del metro. Si se trasborda de metro a tranvía, cuando se salga del tranvía no hay que validar.

Por este motivo, es muy importante que el usuario tenga a su disposición validadoras en todas las estaciones y andenes para poder cumplir con la reglamentación de cancelar su título de transporte al iniciar y concluir su viaje.

Los usuarios de la tarjeta TuiN disfrutan de numerosas ventajas respecto a los clientes que se desplazan con otros títulos propios de Metrovalencia. De esta forma, se puede viajar con el mismo título por toda la red, con independencia del número de zonas que se recorran y de las estaciones de origen y destino.

La Zona D (excepto Aeroport) se considera para este título como Zona C, por lo que, por ejemplo, sólo hay que pagar tres zonas y no cuatro si viajas hasta la Zona A. Además, la Zona B del tranvía se considera como Zona A, por lo que sólo hay que pagar una zona en vez de dos si viajas hasta la Zona A.

Otra ventaja es que, en los trayectos entre estaciones contiguas de dos zonas (incluidos los apeaderos que haya entre esas estaciones), sólo se cobra una zona. Esto se aplica, por ejemplo, a los trayectos Torrent- Picassent; L’Eliana-La Canyada; Bétera-Seminari o Almàssera-Alboraya-Peris Aragó.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.