Máximas de hasta 41 grados este sábado alerta rojo en la provincia de Valencia y norte de la de Alicante

La ola de calor no se detiene.
image-409611
 El interior y el litoral sur de Valencia estarán en alerta naranja por altas temperaturas este sábado, cuando se espera que los termómetros alcancen hasta los 41 grados en la Comunitat. El resto de la provincia y la mitad norte de Alicante estarán en alerta amarilla, según la predicción de la Agencia Estatal de ameteorología (Aemet).

El cielo permanecerá poco nuboso o despejado aumentando a intervalos, con nubosidad de evolución diurna en el interior de la Comunitat.

Además, no se descartan chubascos ocasionalmente tormentosos en el interior, más probables en las zonas de montaña de Castellón.

Las temperaturas irán en ascenso, localmente notable en las máximas, sobre todo en Valencia. En Ontinyent, los termómetros podrían alcanzar los 41 grados, mientras que en Alcoy podrían llegar a los 38. En Valencia, Alicante y Castellón las máximas podrían alcanzar los 32 grados.

El viento soplará variable flojo y con brisas, por lo que la Generalitat ha decretado el nivel 3 de preemergencia por riesgo de incendios.

Sanitat activa nivel de alerta rojo por calor en la provincia de Valencia y norte de la de Alicante  Se corresponden con las zonas de Alzira, Xàtiva, Ontinyent y Concentaina

La conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública ha activado el nivel rojo por calor en las zonas 16,17 y 18. Las previsiones del Ceam, informa la Dirección General de Salut Pública, indican que la ola de calor aumenta para hoy sábado en intensidad y extensión, sobre todo en la provincia de Valencia y norte de la de Alicante.

La zona 16 la integran los siguientes municipios de la provincia de Valencia: Alberic, Alcàsser, Alfarb, Algemesí, Alginet, Alzira, Anna, Benicull de Xúquer, Benimodo, Benimuslem, Bolbaite, Carcaixent, Carlet, Catadau, Chella, Enguera (pueblo y Este), Guadassuar, L’Alcúdia, Llombai, Massalaves, Montroy, Montserrat, Navarrés, Picassent, Real de Montroy, Sumacàrcer y Tous.

Mientras que la zona 17 en la provincia de Valencia está formada por las localidades de Alcàntera de Xuquer, Alcúdia de Crespins, Antella, Barxeta, Bellús, Beneixida, Canals, Càrcer, Cerdà, Cotes, Estubeny, Gavarda, Genovés, L’Ènova, La Granja de la Costera, La Pobla Llarga, Lloc Nou del Fenollet, La Llosa de Ranes, Manuel, Novetlé/Novelé, Rafelguaraf, Rotgla i Corberà, Sellent, Senyera, Torrella, Vallés, Vilanova de Castelló y Xàtiva.

Y por último la zona 18: Atzeneta d’Albaida, Agullent, Aielo de Malferit, Aielo de Rugat, Albaida, Alfarrasí, Bèlgida, Beniatjar, Benicolet, Benigànim, Benisoda, Benisuera, Bufalí, Carrícola, Castelló de Rugat, El Palomar, Guadasequies, La Pobla del Duc, Llutxent, Moixent, Montaverner, Montesa, Montichelvo, Olleria, Ontinyent, Otos, Pinet, Quatretonda, Ràfol de Salem, Salem, Sempere, Terrateig y Vallada.

En las zonas del centro y sur de la provincia de Valencia se podrían alcanzar los 40°C, y hacia la costa llegarían hasta los 38°C.

El domingo bajan las temperaturas máximas, que se mantendrán dentro de valores altos. Para el lunes se prevé normalidad en toda la Comunitat, con una bajada de temperaturas en las tres provincias.

Recomendaciones de Sanitat

La ola de calor puede producir efectos sobre la salud de la población en general y de los colectivos más vulnerables en particular, en especial en el caso de los ancianos, los niños, las embarazadas y todas aquellas personas que padecen enfermedades crónicas que requieran medicación. También las personas socialmente aisladas y las personas que trabajan en ambientes expuestos al calor.

El Plan de prevención de los efectos de las olas de calor en la Comunitat Valenciana recoge una serie de recomendaciones a nivel general, para protegerse de las altas temperaturas y prevenir la deshidratación y los golpes de calor. Entre las anteriores está: mantenerse hidratado a lo largo del día y sin esperar a tener sed hay que beber agua y zumos ligeramente frios. Se deberá evitar el alcohol y las bebidas con cafeína. Hay que comer, por contra, mucha fruta, verdura y alimentos frescos como son las ensaladas y los gazpachos.

En el interior de la vivienda se recomienda permanecer en la estancia más fresca y mejor ventilada o acondicionada. Durante las horas de sol se bajarán y cerrarán las persianas, abriéndolas por la noche para ventilar, aprobechando el descenso de la temperatura.

Cuando se salga a la calle, se recomienda que emplear ropa lijera, holgada y preferiblemente de tejidos naturales como el algodón, mejor de colores claros y llevar también sombreros y gafas de sol. El calzado debe ser cómodo y transpirable.

En caso de calores intensos las personas mayores que vivan solas deben extremar las medidas de precaución y estar en contacto con familiares y vecinos o, en su defecto, solicitar ayuda a los Servicios sociales de su Ayuntamiento.

Más información en el portal http://www.sp.san.gva.es/


Leave a Reply

Your email address will not be published.