EDITORS NOTE: Graphic content / Member of the Iraqi forces check a mass grave they discovered in the Hamam al-Alil area on November 7, 2016 after they recaptured the area from Islamic State (IS) group jihadists during the ongoing operation to retake Mosul, the last IS-held Iraqi city. Iraqi investigators carried out an initial examination of a mass grave site discovered in an area south of Mosul that was recently retaken from the Islamic State group.  / AFP PHOTO / AHMAD AL-RUBAYE
image-433226

Las tropas iraquíes encontraron la fosa por el fuerte olor que emanaba (AFP)

Mientras las tropas iraquíes continúan su avance sobre la ciudad de Mosul contra el Estado Islámico, siguen apareciendo más atrocidades cometidas por el grupo terrorista en esa ciudad de Irak. El ejército halló una fosa común con 100 cadáveres de civiles decapitados.

Este martes, investigadores iraquíes analizaban los restos encontrados el lunes por las tropas.

EDITORS NOTE: Graphic content / A member of the Iraqi forces holds a skull they dug up from a mass grave they discovered in the Hamam al-Alil area on November 7, 2016 after they recaptured the area from Islamic State (IS) group jihadists during the ongoing operation to retake Mosul, the last IS-held Iraqi city. Iraqi investigators carried out an initial examination of a mass grave site discovered in an area south of Mosul that was recently retaken from the Islamic State group.  / AFP PHOTO / AHMAD AL-RUBAYE
image-433227

Un soldado iraquí sostiene el cráneo de uno de los cuerpos (AFP)

El macabro descubrimiento se suma a otras fosas comunes encontradas en el terreno arrebatado a ISIS. La organización extremista ha asesinado a miles de personas en Irak y Siria, con las tumbas como un oscuro testimonio de su brutalidad.

Imágenes del lugar captadas por la agencia AP mostraban huesos y cuerpos en descomposición entre restos de ropa y bolsas de plástico, exhumados por una excavadora después de que las tropas iraquíes percibieran un fuerte olor cuando avanzaban el lunes en la localidad de Hamam al Alil.

“Los investigadores aterrizaron esta mañana y están camino a la fosa para examinarla y determinar la causa de las muertes”, manifestó Haider Majeed, responsable de investigaciones sobre fosas comunes y miembro del Gobierno.

Los primeros investigadores que llegaron a la localidad, situada a unos 30 kilómetros de Mosul, estimaron que la fosa albergaría probablemente unos 100 cadáveres, muchos de ellos decapitados.

La identidad de las víctimas no estaba clara, pero un soldado encontró un muñeco de peluche entre los trozos de tela y carne en descomposición, rodeados de moscas.

Los terroristas de ISIS han cometido varias masacres desde que tomaron amplias extensiones de terreno en el sur y centro de Irak en el verano de 2014, a menudo documentadas con fotos y videos que circularon por internet.

En Ginebra, la oficina de derechos humanos de Naciones Unidas aseguró estar investigando si el hallazgo en Hamam al Alil estaba relacionado con las noticias sobre los supuestos asesinatos de agentes de policía en la zona.

“Tuvimos noticias de que habían matado a 50 ex policías iraquíes en un edificio a las afueras de la ciudad de Mosul”, señaló la portavoz Ravina Shamdasani. “Este edificio era, de hecho, la misma instalación agrícola, la escuela superior agrícola, citada ahora como la ubicación de estas fosas comunes”.

La campaña por expulsar al Estado Islámico de Mosul, la segunda ciudad más grande de Irak y último gran bastión urbano del grupo terrorista en el país, comenzó el 17 de octubre.