3600_Banner_TR_980x90

“Los problemas digestivos y respiratorios pueden provocar halitosis”

Valencia Noticias | Redacción.– El mal aliento tiene nombre oficial: halitosis. Se trata de un olor desagradable que emana de la boca de algunas personas al hablar y que en la mayoría de casos es detectado por los demás pero no por quien lo padece. Según indica la Dra. Susana Fuster Martínez, miembro de Saluspot y odontóloga en DENTALMAX, el problema aumenta con la boca seca, al empezar a hablar y según algunas situaciones hormonales. Aprende en esta entrevista más sobre las causas de la halitosis y los tratamientos para combatirla.

'Los problemas digestivos y respiratorios pueden provocar halitosis'.

‘Los problemas digestivos y respiratorios pueden provocar halitosis’.

¿Quién es más propenso a padecer halitosis?

La placa dental es uno de los factores más importantes en producir halitosis, por ello las personas con mala higiene oral son las más propensas a sufrirla. También es frecuente en pacientes con periodontitis o con lengua sucia, donde hay gran número de bacterias que emiten sulfuros volátiles malolientes. La presencia de caries provoca mal aliento. Y en un menor porcentaje son propensos quienes padecen algunas enfermedades sistémicas relacionadas.

¿Cuáles son las causas orales?

Dentro de la boca se produce halitosis por la boca seca y la mala higiene oral. Las bacterias, en contacto con los residuos alimentarios, producen en el metabolismo de estos alimentos compuestos volátiles de sulfuro, de los que el más relacionado con la halitosis es el metilmercaptano 4-7. Las infecciones también provocan halitosis, así como los abscesos dentales, amigdalitis, tumores, faringitis, candidiasis y reconstrucciones dentales insuficientes. Se suma el problema de liberación de sustancias propias de la infección y el fenómeno de descomposición bacteriano.

¿Y las extraorales?

Cualquier medicamento o enfermedad que disminuya la secreción salival. Problemas digestivos en el esófago (divertículos o estenosis), de vesícula biliar, o también respiratorios del tipo sinusitis o absceso pulmonar. También se asocia a insuficiencia renal, diabetes mellitus, intoxicación por plomo, deficiencia de vitaminas (A y B 12), disfunción hepática, enfermedades autoinmunes y la trimetilaminuria, que nos transmitirá un olor a pescado.

¿Cómo se diagnostica la halitosis?

Existen diferentes tipos de tests para diagnosticar la halitosis. Aunque se fundamenta en una buena anamnesis y exploración clínica. Para un diagnóstico certero se debe usar la técnica de cromatografía gaseosa.

¿Cómo se trata el mal aliento?

Hay que tratar el origen si es a nivel sistémico, controlar la enfermedad. En la boca, sanear todos los dientes y encías hasta que no haya ningún foco infeccioso. Cuando la boca está sana, existen tratamientos “camuflaje” a base de enjuagues, chicles, dentífricos y esprays orales antihalitosis a base de aceites esenciales, plantas medicinales, zinc o dióxido de cloro, dióxido de cloro. Los limpiadores linguales también ayudan al barrido mecánico del sarro en la lengua. Como tratamientos alternativos: Metronidazol en comprimidos con probióticos, láser Cryptolisis, radiofrecuencia y terapia fotodinámica.

¿Es posible eliminar el problema por completo?

Depende del origen: si es bucal, sí. Debe hacerse un exhaustivo saneamiento oral y llevar un control clínico con una frecuencia elevada los primeros meses. Si es origen de otras enfermedades, depende de su cronicidad. En esos casos, si no es posible eliminar la causa, debemos recurrir a tratamientos tópicos antihalitosis para disminuir sus efectos.

¿Cómo prevenir la halitosis?

Para prevenir la halitosis debemos realizar las consultas oportunas al odontólogo y tratar todos los focos de infección ya sean dentales o gingivales. Así como realizar una buena higiene oral, limpiando sobre todo las zonas interdentales y el dorso de la lengua, tres veces al día cada día. Mantener la boca constantemente hidratada con la ingesta de líquidos o con esprays refrescantes e hidratantes.

¿Cómo combatirla con alimentos que tengamos en casa?

Los vegetales son los mejores aliados: preparar ensaladas o recetas que contengan albahaca o menta, darán frescor al aliento. Se recomienda la manzana fresca y las espinacas. También los alimentos ricos en vitamina B (pues su deficiencia puede aumentar la halitosis) como frutos secos, levadura de cerveza, cereales y algunas verduras. Sobre todo, comer y beber con regularidad, ya que los espacios horarios en ayuno incrementan el mal aliento.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.