Tiene una mente superior a la media. No cabe duda, ya que no cualquiera comienza a trabajar para la NASA con solo 24 años. Es uno de los confeccionadores que trabajó para materializar uno de los proyectos más ambiciosos de la agencia espacial: enviar el Rover Curiosity a Marte. La referencia es para Mark Rober, un ingeniero cuya mayor trascendencia no es precisamente consecuente a su aporte para la exploración del planeta rojo, sino por su fama en las redes.

Rober pasó de ser una potencial eminencia de la ingeniería a convertirse en un famoso youtuber. Llevó todos sus conocimientos y habilidades para crear a la plataforma de videos, donde abrió un canal en el que presenta distintos tipos de invenciones que cautivan la atención de los internautas. El último, la pistola de agua más grande del mundo -reconocida en el libro de los récords Guinness- que tiene siete pies de largo y una fabricación interior con el mismo mecanismo que el original, aunque con adiciones para que dispare el agua con mucha presión, siendo capaz de romper salchichas, huevos, vidrios y hasta una sandía.

Oriundo de California, empezó a colaborar con la NASA en 2004. Con un maratónico ascenso, en apenas dos años escaló posiciones y se transformó en un hombre clave en el proceso de Rover Curiosity. Su paso por la agencia norteamericana se extendió hasta 2013, aunque antes ya había decidido tomar un rumbo muy alejado del que transitaba: “¿Qué estoy haciendo en el mundo?”, se preguntó antes de efectuar el drástico cambio.

pistola-agua

En octubre del 2011 estrenó su primer vídeo y a partir de allí nació su nueva faceta como estrella de YouTube. Hoy, cuenta con más de dos millones de suscriptores (sumados a más de 36 mil en Twitter y otros 10 mil en Instagram) que se sorprenden con cada una de sus invenciones que mezclan ciencia, ingeniería y diseño. En total sus videos reúnen más de 90 millones de visualizaciones.

Una sencilla aplicación que elaboró junto a unos amigos fue el puntapié inicial. La app consistía en unir las dos cámaras de dos iPads para crear una ilusión óptica haciendo creer que tenía un agujero en el estómago. La idea fue en principio para contribuir a un disfraz original para Halloween, pero el video consiguió un millón y medio de vistas en solo un día y fue uno de los fenómenos de la tradicional fiesta norteamericana.

Cientos de miles de personas descargaron la aplicación, lo que llevó a una de las empresas de disfraces más grande del mundo, Morphsuists, comprara su compañía, Digital Dudz. Tras ello el ingeniero dejó la NASA de forma definitiva y empezó a dedicarse completamente a su nuevo proyecto, incurriendo en distintos experimentos e incluso creando trajes para películas de Disney.

Así surgieron entre otros la pistola NERF (aquella que lanza dardos de espuma) más grande del mundo, un tablero de dardos inteligentes al que solo aciertan quien “quiere” el artefacto o un Súper Mario flotante con unos globos, un simple dibujo y una estructura de metales ligeros. Además, hay tutoriales que muestran paso a paso cómo armar una mesa de aspecto distinguido con bordes luces LEDs o cómo producir bocinas para el auto con sonidos personalizados.

sandia

Otro éxitos son con las sandías como protagonistas. El primero, en 2013, muestra la manera en que con una percha, un taladro y un vaso se exprime fácilmente el jugo de la jugosa fruta. Dos años más tarde, detalló trucos para pelar la sandía a la perfección, dándole un toque de presentación diferenciada y más sencilla para consumir.