Las niñas retenidas por Boko Haram necesitan apoyo para reconstruir sus vidas destrozadas

20161013094722_17
image-428645
Las reuniones con los familiares de las niñas liberadas en Chibok subraya la difícil situación de las miles de niñas retenidas por Boko Haram

  La emotiva reunificación familiar de 21 de las niñas secuestradas hace más de dos años por Boko Haram en Chibok, noreste de Nigeria, pone de relieve la necesidad de un fuerte apoyo que tienen las mujeres y niñas retenidas por el grupo.

“La liberación es una gran noticia, estamos encantados de ver a las niñas nuevamente con sus familias, pero debemos continuar presionando por todas las mujeres y niños que están en poder de Boko Haram para que sean liberados”, dijo Gianfranco Rotigliano, representante de UNICEF en Nigeria. “Y debemos tener en cuenta que todos aquellos retenidos por Boko Haram se enfrentan a un largo y difícil proceso de reconstrucción de sus vidas después del indescriptible trauma que han sufrido”.

Las más de 200 niñas de Chibok, secuestradas por Boko Haram en abril de 2014, están entre las miles de mujeres y niñas que UNICEF estima que han sido retenidas

UNICEF ha dado apoyo a cientos de mujeres y niñas que ya han sido liberadas o pudieron escapar de Boko Haram.

Las niñas cuentan que han sido violadas, frecuentemente bajo la forma de ‘matrimonios’ forzosos, han sufrido palizas, intimidación e inanición durante su cautiverio. Muchas volvieron embarazadas o con bebés como resultado de la violación.

Cuando consiguen encontrarse a salvo, las niñas que han estado en poder de Boko Haram suelen estar enfermas, malnutridas, traumatizadas y exhaustas; tienen necesidad de atención médica y apoyo psicosocial para superar sus experiencias y reintegrarse en sus familias y comunidades.

Con frecuencia, el regreso a sus familias y comunidades es el comienzo de un nuevo sufrimiento para las niñas, ya que la violencia sexual que han padecido puede acabar  en estigmatización. La gente suele tener miedo de que las niñas hayan sido adoctrinadas por Boko Haram y que sean una amenaza para sus comunidades. La utilización de niños por parte de Boko Haram, principalmente niñas, como los llamados atacantes ‘suicidas’ ha alimentado estos miedos. Además, los niños nacidos como resultado de la violencia sexual tienen mayor riesgo de rechazo, abandono y violencia.

Desde enero, UNICEF y la organización International Alert han proporcionado apoyo psicosocial a mujeres y niñas que han padecido violencia sexual por parte de Boko Haram. Además están trabajando con las comunidades afectadas a través de una red de líderes religiosos y comunitarios para promover la aceptación y gestionar las percepciones negativas que obstaculizan la reintegración de las mujeres y niñas que han sufrido tal violencia.

UNICEF ha podido desarrollar un programa de asistencia para la reintegración de más de 750 mujeres y  niñas relacionadas con la violencia sexual de Boko Haram gracias a los fondos de la Agencia Internacional de Desarrollo sueca y al Departamento para el Desarrollo Internacional de Reino Unido.

Con estas cifras de mujeres y niñas en poder del grupo, la provisión de ese apoyo tan necesario está escasamente financiado para el largo plazo.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.