Las becas del material escolar y Xarxallibres causan colas en el Ayuntamiento de Valencia

Valencia noticias |Los padres siguen acudiendo al Ayuntamiento por error al creer que las solicitudes eran para las subvenciones por los libros, que empezarán a tramitarse en enero.

colas ayuntamiento xarxa (1)
image-276987

Foto Roberto Fariña

El Ayuntamiento de Valencia ha ampliado hasta el 17 de diciembre el plazo para solicitar la subvención para material escolar e informático para el alumnado del segundo ciclo de Infantil de centros públicos y concertados. Según la concejala de Educación, María Oliver, el objetivo es «poder atender a todas las familias que se han interesado por las ayudas, tal y como demuestran las colas que se han formado en los registros».

colas ayuntamiento xarxa (2)
image-276988

Foto Roberto Fariña

Esta subvención, de hasta cien euros, es propia del Ayuntamiento y no tiene nada que ver con la de Xarxallibres, que se destina a todo el alumnado de etapas obligatorias, mientras que la municipal se limita a Infantil. Además, se entregará en función de la renta. La confusión entre ambos programas es habitual, y se han dado casos de padres que han acudido estos días a las sedes municipales a presentar la solicitud de la segunda, pese a que el plazo no se iniciará hasta enero y la gestión se centralizará en los colegios.

Las becas para sufragar el material de los alumnos del segundo ciclo de Infantil de los colegios de Valencia causaron ayer más de un quebradero de cabeza a los funcionarios municipales, y también a los padres que acudieron a los registros de la ciudad. El caso más llamativo fue el de la calle la Sangre, donde la cola a primera hora se extendía a lo largo de toda la fachada lateral de la casa consistorial. Las esperas, según explicaron algunos de los afectados, llegaron a prolongarse casi una hora.

En la puerta de la oficina municipal, armadas de paciencia, una funcionaria y una agente se encargaban de atender a los vecinos diferenciando las colas de los que acudían a pedir la ayuda de los que necesitaban hacer algún tramite distinto. Hubo bastante confusión, hasta el punto de que fueron muchos los que se acercaron pensando que había que presentar la solicitud para las ayudas de Xarxallibres. De hecho, la funcionaria tuvo que reiterar que era un trámite a realizar en los centros y que se iniciaría a partir del 7 de enero. Incluso tenía a mano un calendario que facilitaba a los interesados para saber las fechas exactas.
Los principales problemas a la hara de tramitar son los olvidos por parte de los padres, así, o no llevar documentos básicos como la factura o fotocopia del DNI.

En este sentido, algunos padres han comentado que en la solicitud no quedaba claro que había que aportar una fotocopia del DNI o cada hijo del que se solicita la ayuda y esto ha provocado que tuvieran que ir en busca de una papelería cercana para seguir con el proceso. Al respecto, desde el Ayuntamiento, el concejal de Educación anuncia que se está estudiando la posibilidad de llevar una fotocopiadora al Patronato de Deportes para solventar estos descuidos.Sobre las diez de la mañana, la cola era aún más reducida que con la que se abrieron las puertas del Patronat, por lo que todo hace augurar que el resto de la jornada sea todavía más tranquila.

Desde el PP criticaron que sólo se hayan dado siete días -hasta el sábado- para pedir esta subvención pese al interés existente.

La ayuda, diferente a la de Xarxallibres, está destinada a familias con rentas bajas o en riesgo de exclusión y llegará a un máximo de cien euros. Aunque la previsión inicial era que sólo alcanzara a los alumnos de centros públicos, finalmente también estará a disposición de los de los concertados y de los de colegios de la Diputación de Valencia.

El programa #XarxaLlibres de gratuidad de los libros de texto lanzado por la Generalitat aspira a que todos los centros docentes cuenten el próximo curso con su propio banco de manuales escolares que puedan reutilizar los alumnos que participan en el proyecto.

Al margen del nivel de renta
Las familias, independientemente de su nivel de renta, pueden recibir una ayuda de un máximo de 200 euros para compensar el desembolso que han hecho en la compra de manuales. Es decir, si presentan facturas de compra por un importe menor de 200 euros sólo tendrán derecho a percibir el gasto que han hecho.

La ayuda se divide en dos tramos, uno primero de un máximo de 100 euros que los ayuntamientos deberán abonar a las familias según fuentes de la Conselleria de Educación antes de fin de año. Para cobrarlo se ha de presentar ante el consistorio la factura de la compra, en la que debe figurar el NIF/CIF del comercio, la fecha, dirección y una relación nominal de los productos adquiridos con el precio. Los justificantes se deberán presentar junto a una solicitud de participación en el programa de reciclaje de libros que estará disponible en xarxallibres.edu.gva.es.

Entrega de los manuales en junio
Si los libros se han adquirido mediante el AMPA, habrá que aportar una copia de la factura global compulsada y un certificado o declaración del AMPA con el nombre del destinatario, fecha, cuantía y relación de libros.

Si las familias devuelven los libros en buen estado al colegio al acabar el curso, el ayuntamiento abonará el segundo tramo de 200 euros máximo. Además, entrarán en el banco de manuales y, por tanto, en el curso 2016-17 tendrán los libros gratuitos. Educación anuncia que «en breve» publicará «la información detallada para el buen mantenimiento del material».

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.