La Policía Nacional rescata a una mujer que acababa de llegar a España para ser explotada sexualmente

IMG_0377
image-330382
La Policía Nacional rescata a una mujer que acababa de llegar a España para ser explotada sexualmente

Agentes de la Policía Nacional han rescatado en Murcia a una mujer, de 19 años y nacionalidad nigeriana, que acababa de llegar a España para ser explotada sexualmente. La joven pidió auxilio desde los aseos de la estación de autobuses de San Andrés (Murcia) donde fue encontrada por los agentes, quienes detuvieron poco después a la proxeneta cuando trataba de confundirse entre el resto de viajeros. La víctima fue captada con quince años en Nigeria con la promesa de un trabajo digno en nuestro país y obligada a prostituirse durante dos años en Libia durante su viaje hasta Europa. En el registro de la vivienda de la detenida se han encontrado diversos indicios de la práctica de rituales de vudú.

Víctima escondida en los aseos de la estación de autobuses

Un comunicado recibido en la Jefatura de Policía Nacional de Murcia alertaba de que una mujer de habla inglesa solicitaba auxilio desde los aseos de la estación de la estación de autobuses. La joven fue localizada por una patrulla que se hallaba en el lugar en virtud de un dispositivo de seguridad desplegado en los principales nudos de transporte. La chica, de origen subsahariano, se dirigió muy nerviosa a los policías mientras que otra compatriota que la acompañaba, que resultó ser la proxeneta, trató de confundirse entre el resto de viajeros que se encontraban en la estación siendo finalmente interceptada. Al parecer pretendía llevar a la chica hasta Almería, donde iba a ser finalmente explotada.

Captada con quince años y obligada a prostituirse durante su viaje a Europa

Una vez en dependencias policiales la víctima fue entrevistada por agentes especializados de la Unidad contra las Redes de Inmigración Ilegal y Falsedades Documentales (UCRIF), así como por personal de la Comunidad Autónoma acreditado en la asistencia a mujeres víctimas de trata.

La Policía Nacional averiguó que la víctima llevaba pocos días en España, donde llegó con documentación falsa desde Italia. Con quince años, viviendo en Nigeria, fue captada por la ahora detenida con la promesa de un trabajo en Europa en un supermercado. Viajó ilegalmente hasta Libia donde le informaron que tenía que pagar una deuda de 40.000 euros a la organización. Al no poder hacer frente a esta deuda, la proxeneta la “vendió” en Libia a otros explotadores, quienes la obligaron a prostituirse durante al menos dos años, siendo aun menor de edad, siendo sometida con continuas violaciones y amenazas de muerte. Una vez que reunió el dinero necesario logró traer finalmente a la joven hasta España.

Hallados vestigios de rituales de vudú

Tras el arresto de la proxeneta los investigadores realizaron diversas gestiones para tratar de localizar a otras víctimas o responsables de la explotación sexual de la joven. En el registro llevado a cabo en el domicilio de la detenida, en la localidad de alicantina de Torrevieja, quedaron se intervinieron tres pasaportes y numerosos móviles. También se hallaron indicios de varios rituales de vudú –restos de cabellos, vello púbico y sangre de las víctimas- envueltos junto con el nombre de las mujeres víctimas del ritual empleado para doblegar su voluntad.

Con la trata no hay trato

Esta operación se enmarca dentro del Plan de la Policía Nacional contra la Trata de Seres Humanos con Fines de Explotación Sexual, puesto en marcha en 2013, y que dio lugar a la creación de una nueva unidad de referencia en esta materia: la Brigada Central contra la Trata de Seres Humanos, adscrita a la Comisaría General de Extranjería y Fronteras de la Policía Nacional. Con la puesta en marcha de este plan, la Policía Nacional activó la línea telefónica 900 10 50 90 y el correo trata@policia.es para facilitar la colaboración ciudadana y la denuncia, anónima y confidencial, de este tipo de delitos.

Dentro de la II Fase de este plan, que comenzó en enero del pasado año, la Policía Nacional ha puesto en marcha la mayor campaña de concienciación en redes sociales y medios de comunicación contra la trata de seres humanos con fines de explotación sexual. Con el claim “Con la trata, no hay trato. Denúncialo”, la Dirección General de la Policía está promoviendo la inclusión de vídeos y carteles en prensa escrita, radio y televisión que favorezcan la concienciación e implicación social de todos los ciudadanos, y especialmente de los clientes potenciales de estos servicios, contra los delitos cometidos por las redes que trafican con personas para su prostitución.

La operación ha sido llevada a cabo por agentes del Grupo de Trata de Seres Humanos de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras y el Grupo de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Distrito de San Andrés, todos ellos dependientes de la Jefatura Superior de Policía de la Región de Murcia, en colaboración con los servicios especializados de la Comunidad Autónoma.


Leave a Reply

Your email address will not be published.