La Ertzaintza investiga si tras el suicidio de un niño de 12 años en la localidad guipuzcoana de Eibar existía un caso de acoso escolar

La Ertzaintza investiga si tras el suicidio de un niño de 12 años en la localidad guipuzcoana de Eibar existía un caso de acoso escolar. El fallecido dejó una nota de despedida en la que responsabilizaba a tres de sus compañeros del equipo de balonmano de su decisión de quitarse la vida. El pequeño entrenó el miércoles con ellos y después se quitó la vida arrojándose por la ventana de su casa.

Leave a Reply

Your email address will not be published.