Joan Ribó le pide al conceller Vicent Marzà revertir el Distrito Único

“La enseñanza en Valencia se ha de mejorar mucho, porque es manifiestamente deficiente”
“El suelo público es para hacer centros públicos”, afirma Ribó

Valencia Noticias | Redacción.- Tras la reunión que han mantenido esta mañana, y después de asomarse al balcón principal del Ayuntamiento, el alcalde Joan Ribó y el conseller de Educación, Cultura, Investigación, Educación y Deportes, Vicent Marzà, han comparecido ante los medios de comunicación para informar del contenido de “esta primera toma de contacto para mejorar la educación en Valencia de una manera coordinada y conjunta”.

Vicent Marzà se ha referido a la necesidad de elaborar conjuntamente políticas que contribuyan a mejorar la calidad educativa, mientras que el alcalde Joan Ribó, tras referirse a la importancia de ir tomando contacto con las diferentes consellerias, “especialmente como en el caso de hoy, en que se trata de un servicio básico para la ciudad”, ha afirmado que “se ha de mejorar mucho la enseñanza, porque la que nos han dejado el Partido Popular y la señora Catalá es manifiestamente deficiente. Quiero dejarlo muy claro, porque es una enseñanza que ha dado de lado a amplios sectores de la sociedad y ha maltratado mucho la educación pública”.

23-7-15-educacion-6032

Ha hablado Ribó de la necesidad de hacer un esfuerzo para que en la ciudad de Valencia “la educación pública llegue a todo aquel que quiera, y sea una educación de mucha calidad”. En ese sentido, en la reunión mantenida se ha hablado de “revertir algunos elementos que nos parecen importantes, como es el tema de intentar privatizar un solar que había en la zona de Patraix o pasar en un Pleno de este Ayuntamiento la propuesta de que en un suelo escolar se hiciera un hospital privado de la Universidad Católica”.

También se ha hablado, en esta primera toma de contacto, de cómo ir implantando la educación infantil y los diferentes niveles de enseñanza. “Ha sido una reunión muy fructífera que dará lugar a la creación de un equipo de trabajo para actuar conjuntamente. Para la ciudad de Valencia es muy importante decir que desde el Ayuntamiento de Valencia queremos trabajar por una escuela pública de calidad para todos los barrios y para todas las personas”, ha asegurado Ribó.

UN DESASTRE PARA LA CIUDAD

El conseller Marzà se ha referido en otro momento a la búsqueda de soluciones conjuntas a los diferentes problemas que hay en el mundo de la educación, “y que acabaremos de concretar en futuras reuniones”.  En ese sentido, el alcalde Joan Ribó ha afirmado más tarde con rotundidad, como respuesta a la pregunta de un informador, que “el suelo público es para hacer centros públicos. Punto y final”.

También se han planteado en esta comparecencia otros asuntos como las ayudas para libros y las becas de comedor sobre los que el conseller Marzà ha señalado que se están evaluando los recursos de que dispone la Consellería “para concretar lo que realmente podemos hacer”.

Por su parte,  el alcalde Joan Ribó ha sido contundente al responder una cuestión relacionada con el denominado Distrito Único. “Desde el Ayuntamiento de Valencia queremos decirle a la Sra. Catalá que el Distrito Único es un desastre para la ciudad de Valencia; un desastre para todos los estudiantes a los que está moviendo de un barrio a otro, que los está desarraigando de su barrio”. En su opinión, la alternativa “es muy sencilla: hemos de tener escuelas de calidad en sitios cerca del lugar donde viven las personas. Ese es el objetivo, y la segunda cosa que le queremos decir con muchísima claridad es que  un Distrito Único, sin entender que al mismo tiempo estás moviendo a miles de niñas y niños y a miles de padres, es una barbaridad desde el punto de vista de la movilidad. Por lo tanto nosotros le pedimos a la Consellería que se acabe con el Distrito Único, y se pase a una situación de un distrito razonable, de barrio, en el cual las necesidades escolares se cubren desde el barrio y desde el distrito”.

Joan Ribó ha manifestado que “así es como está en Europa, con una escuela pública mayoritaria, y así es como lo queremos, porque no nos gusta mover a las niñas y niños. Queremos niñas y niños en los barrios, queremos barrios de calidad, y un elemento fundamental para tener barrios de calidad es contar con una escuela de calidad en el propio barrio”.

Marzà ha añadido que en la consellería comparten la visión del alcalde, “y el debate con relación a este asunto se va a abrir cuando comience el próximo curso escolar, con el objetivo de mejorar el decreto de escolarización, y lo haremos hablando con con toda la sociedad, dialogando y llegando a consensos”.

El alcalde ha insistido en que “queremos una escuela pública como en  Finlandia, como en  Dinamarca, como en Francia,  no una escuela pública como la ha dejado la el Partido Popular . No queremos escuelas públicas que se degradaban año tras año para el objetivo de la señora  Catalá”.

Ambos han coincidido en que la escuela pública debe de ser, “todavía más”, un referente de calidad sobre el que ya existen “experiencias preciosas que se han silenciado y que la sociedad debe de conocer y reconocer”.

Después de que el conseller Marzà haya negado  que exista “intención de eliminar el castellano de las escuelas”, Joan Ribó ha hablado sobre los comedores escolares. “Ese fue un asunto que inicialmente se planteó ya desde el Partido Popular, pero que no estaban asignados los recursos. La asignación de recursos fue la primera cosa que firmé como alcalde, y estoy muy contento de ello, pero quiero reiterar que lo que estamos intentando es que el comedor escolar esté en un marco en el cual sea, sobre todo una escuela de verano, donde de alguna manera no se destaque a aquellas personas que tienen problemas en sus casas y por tanto necesitan ese comedor escolar. Estamos intentando enmarcarlo en un proyecto de escuela de verano, y queremos articularlo conjuntamente con la Generalitat”.


Leave a Reply

Your email address will not be published.