Inclusión gestiona, por primera vez, 29,8 millones de euros del Fondo Social Europeo para políticas de inserción laboral

La Vicepresidencia y Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas gestiona, por primera vez, 29,8 millones de euros del Fondo Social Europeo 2014-2020, para políticas de inserción laboral que permitirán la puesta en marcha de programas de inclusión social, de los que se prevé que puedan beneficiarse a más de 20.000 personas.

Tras la aprobación de estas ayudas por parte de la Unión Europea, Igualdad ha elaborado y publicado este viernes en el Diari Oficial de la Comunitat Valenciana (DOCV) la orden que regula y convoca las subvenciones a entidades privadas y ayuntamientos.

Al respecto, la directora general de Inclusión Social, Helena Ferrando, ha explicado que se “han abierto las puertas de participación para gestionar los fondos con la estructura adecuada y un comité de seguimiento técnico por parte de los especialistas incluido el tercer sector”.

El objetivo, ha destacado Ferrando, de esta política de coordinación y de regular las ayudas es poner en orden “toda la arquitectura de subvenciones” que gestiona la Conselleria en este ámbito, y al mismo tiempo, colaborar con las entidades y municipios en la ejecución de los proyectos europeos “para que no tengan que devolver los fondos, tal y como sucedía antes con el antiguo gobierno”, ha aclarado.

La finalidad del programa es conseguir que las corporaciones locales y entidades sin ánimo de lucro implanten programas que favorezcan la inclusión activa de personas en riesgo o en situación de exclusión social a través de itinerarios integrales de inserción laboral. Va dirigido a atender a este colectivo, y de forma especial a mujeres víctimas de violencia de género o en situación monoparental, jóvenes, personas sin hogar, personas con diversidad funcional, etc.

Helena Ferrando ha reiterado la importancia de que por primera vez la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas tenga acceso a estas ayudas que permiten, además de dinamizar la economía e impulsar la creación de nuevos puestos de trabajo, contribuir “al bienestar de las personas, uno de los mandatos directos del acuerdo del Botànic”.

Pueden participar de las ayudas las entidades locales y de forma especial las que tengan un barrio con especiales necesidades y que impulsen su dinamización (Barrios de acción preferente), los municipios que tengan o estén poniendo en marcha un Plan de inclusión social municipal y los que estén participando en procesos de descentralización escolar.
Las subvenciones, según ha explicado, forman parte de los 177 millones de euros que ha recibido la Comunitat Valenciana dentro del programa operativo del Fondo Social Europeo 2014-2020, que se destinan a reforzar el giro hacia las políticas sociales impulsado por el nuevo Ejecutivo valenciano, a través de proyectos cofinanciados al 50 por ciento, y dirigidos al fomento del empleo sostenible y la calidad y movilidad laboral; la inclusión social y la lucha contra la pobreza; y la inversión en educación y formación profesional.

Distribución de las ayudas

Tal y como establece la orden que regula las ayudas, la Conselleria de Igualdad las distribuirá en dos líneas de actuación, una primera destinada a ONG, que cuenta con un presupuesto anual de un millón de euros, con el que se subvencionará a un total de 20 entidades, que recibirán una cantidad de 60.000 euros cada una.

En el caso de las entidades privadas, las subvenciones servirán para la puesta en marcha programas de inserción laboral para personas vulnerables, que incluirá una beca de 250 euros para los participantes, como medida para incentivar su compromiso con el proceso que le permita lograr un puesto de trabajo.

Por otra parte, las ayudas para los municipios de entre 10.000 y 40.000 habitantes contarán con un presupuesto anual, entre 2016 y 2020, de 3,5 millones de euros, lo que permitirá conceder una ayuda de 150.000 euros a un total de 27 municipios para la puesta en marcha de un plan de inclusión social.

Los ayuntamientos que accedan a estas ayudas deberán destinar parte de estos fondos a la realizar tres nuevas contrataciones para estas tareas, que deberán ser orientadores laborales y prospectores sociales, lo que puede suponer la creación de un total de 81 nuevos puestos de trabajo en el ámbito municipal.

Acciones del programa

El programa contiene unas fases de itinerario que deben desarrollarse y ejecutarse y que vienen reflejadas en la orden que regula las subvenciones. Así, el itinerario incluye una fase de Acogida y Diagnóstico socio-laboral individualizado que valore el historial profesional y formativo y que detecte las necesidades, carencias y otros factores relacionados con el acceso al empleo para establecer su nivel y perfil de empleabilidad.

También una fase de Diseño y Desarrollo del itinerario individualizado de inserción socio-laboral que comprende acciones de atención social, de orientación laboral, de intermediación laboral y prospección y de apoyo al empleo.

En la fase de Acompañamiento se potencia el empoderamiento de la persona participante para que se implique activamente en el diseño y la evaluación de las distintas fases del itinerario.

Por último, la fase de Alfabetización Digital contiene el desarrollo de competencias digitales y de habilidades técnicas, sociales y éticas relativas al uso de las TIC, ya que se considera una herramienta imprescindible para lograr no sólo una inserción laboral, sino una integración plena en la sociedad actual.

En los itinerarios que finalicen con éxito, puede darse una segunda fase de prácticas de aprendizaje e inserción en empresas.

El plazo de presentación de las solicitudes para las entidades interesadas finaliza el próximo 18 de septiembre, y la Conselleria contará con un plazo de seis meses para la resolución de la misma.


Leave a Reply

Your email address will not be published.