Hasta 30 euros de diferencia en el precio en algunos juguetes

be76d1a55ee5ffb3b2dc895570c95b36_XL
image-265515
Un estudio realizado la Unión de Consumidores de la Comunidad Valenciana en el que se ha comparado el precio de 100 juguetes, muestra que se puede encontrar hasta 30 euros de diferencia en el precio en algunos juguetes.

La Unión de Consumidores de la Comunitat Valenciana UCCV ha realizado un estudio para comparar los precios de los juguetes con motivo de la campaña de Navidad 2015/2016. Con el objetivo de conocer si existen variaciones de precio de un establecimiento a otro se ha comparado el precio de 166 juguetes. Se han estudiado todo tipo de juguetes: para menores de 3 años, juegos de mesa, muñecas, coches, figuras de acción

En primer lugar, se han comparado precios de los mismos juguetes en diferentes establecimientos, tanto especializados como centros comerciales. Este año se han detectado diferencias de precio de hasta 30€ en un mismo juguete, concretamente en 7 juguetes de los 166 analizados las diferencias son superiores a los 10€, en 27 juguetes las diferencias son entre 3€ y 10 €, en 58 juguetes oscilan entre 1€ y 3€, en 64 las diferencias son inferiores a 1 € y en 10 tienen el mismo precio en todos los establecimientos analizados.

Estas son las cantidades que los consumidores se pueden ahorrar si adquieren el juguete en el establecimiento con el precio más económico. Los juguetes con mayores diferencias de precio según este estudio, son juguetes con precios superiores a 60€.

Según un estudio realizado por la Unión de Consumidores de la Comunidad Valenciana (UCCV), se han detectado diferencias de precio en algunos juguetes que pueden alcanzar nada menos que los 50 euros. En este estudio se han analizado 100 juguetes para menores de tres años que comercializan cinco establecimientos, la muestra comprendía todo tipo de productos, figuras de acción, muñecas, juegos de mesa, coches, videoconsolas, etc. El propósito del estudio era comprobar si existían diferencias de precio.

No obstante, lo más habitual de entre todos los juguetes comparados es que existan pocas diferencias de precio, de hecho el 38,5% de los juguetes analizados tiene una diferencia inferior a 1€ y el 35% las diferencias oscilan entre 1€ y los 3€. Pero hay que tener en cuenta que si se adquiere el juguete en el establecimiento más económico puede llegar a ser un importe interesante ya que se compran habitualmente varios juguetes, y suele ser la época del año en la que se destina más dinero a juguetes. El  único inconveniente es que para conseguir el más barato en cada caso hay que acudir a diferentes establecimientos, ya que no existe una tienda donde estén todos los juguetes más económicos. No hay que olvidar que actualmente es más fácil poder conocer dónde adquirir el juguete más económico, ya sea a través de las páginas web e internet como a través de los múltiples catálogos que nos remiten en nuestro domicilio podemos tener un rápido acceso a los precios de los juguetes.

En cuanto a la publicidad de ofertas y promociones ofrecidas por los establecimientos, hay que tener en cuenta que en algunos casos no es una rebaja real del precio del juguete, si no un vale para gastar en el propio establecimiento, por lo que incrementa el gasto final. También hay que tener en cuenta las ofertas de precios de algunos juguetes con un plazo de finalización, así como la disponibilidad, por lo que es recomendable adelantar en lo posible las compras y no dejarlo para el último momento. En este sentido, cada vez es más habitual que los establecimientos lancen catálogos a principios de noviembre con unos precios y ofertas válidas hasta final del mismo o principios de diciembre y posteriormente lancen más próximo a las Navidades.

Por último, también se han analizado en estos catálogos la publicidad de juguetes con el objetivo de comprobar el cumplimiento del Código de  Autorregulación de Publicidad Infantil de Juguetes, que hace referencia a que los mensajes publicitarios de juguetes no deben mostrar diferencias de género en la diferenciación que hacen de niños y niñas. En esta ocasión, y a diferencia del año pasado que desde la Unión de Consumidores se denunció el incumplimiento de este Código ante la Secretaria de Autocontrol de la Publicidad, la publicidad de los catálogos aunque podría ser mejorable en algunos casos, si cumple este Código. Hay que destacar la correcta publicidad de los juguetes en el catálogo de Toy Planet, en el
que niños y niñas juegan con todo tipo de juguetes, sin roles ni estereotipos, además incorpora a padres y abuelos en el juego. No hay que olvidar que en estas fechas muchos niños utilizan estos catálogos como soporte para elegir los juguetes que posteriormente piden en sus cartas a Papa Noel y los Reyes Magos, por tanto es muy importante el tratamiento publicitario en los juguetes ofertados.

A TENER EN CUENTA

Normalmente es el precio y los deseos del niño lo que marca la elección del juguete. Pero nunca se debe olvidar que, ante todo, deben ser seguros; y para ello el juguete debe llevar la marca CE. Por lo tanto, se deben rechazar los juguetes que no lleven esta marca y denunciarlo ante los organismos de consumo.

Comprobar siempre que en el etiquetado del juguete figure el nombre, razón social o marca del producto y la dirección del fabricante o su representante legal o importador. Asegurarse siempre de que existe este etiquetado, y guardar el ticket de compra del juguete, ya que en el caso de que haya algún problema es importante tener estos datos para cualquier reclamación.

En el etiquetado también deben de figurar una serie de advertencias cuando sea necesario, como “No es conveniente para niños menores de tres años” ” Atención. Utilícese con equipo de protección”. Advertencias que deben aparecer en el etiquetado de los juguetes químicos o móviles, como patines etc.

Hay que decir que lo habitual es que en las comparativas se detecten diferencias que tan sólo alcanzan unos céntimos entre establecimientos, a lo sumo un euro, así se ha constatado en 50 de los juguetes analizados. Un problema que se detecta es el siguiente, la diferencia significativa de precios no se ubica en un único establecimiento, para poder adquirir los juguetes más económicos habría que visitar diferentes establecimientos. Claro, que podríamos optar por la compra online, dependiendo del importe el transporte será gratuito, pero si se trata de un importe reducido, el ahorro que podríamos realizar quizá lo perdamos en los gastos de envío. En este caso, se trata de realizar una compra que alcance el mínimo para evitar los gastos del transporte.

En algunos de los catálogos de los que hemos hablado aparecían interesantes ofertas, la más recurrida es la de ofrecer un 20% de descuento en la compra de juguetes. Evidentemente no se trata de una rebaja, sino del reembolso mediante un vale que deberá gastarse en el mismo establecimiento y con una fecha límite. Este es un reclamo que hay que estudiar, si tenemos intención de comprar varios productos podemos comprar sólo la mitad y así gastar el vale descuento con la mitad restante. Si no tenemos previsto realizar más compras en el establecimiento, el vale nos obliga a ello si queremos beneficiarnos de la oferta, por lo que supondrá un incremento en el gasto, o perder el importe por no realizar las compras.

La Unión de Consumidores de la Comunidad Valenciana recomienda no dejar la compra de juguetes para última hora por varios motivos, por la disponibilidad de los juguetes, por el plazo de finalización de ofertas que se aplican a los juguetes y para tener tiempo para buscar y comparar.


Leave a Reply

Your email address will not be published.