“Els enfarinats” toman Ibi

 

Els-enfarinats-poder-Ibi-Alicante_EDIIMA20151228_0322_5

La fiesta de “Los Enharinados (els Enfarinats)” o de la “Justicia Nueva” (Justícia Nova), se celebra cada 28 de diciembre (festividad de los Santos Inocentes) en Ibi (Alicante, Comunidad Valenciana). Esta celebración se enmarca dentro de lo que son las fiestas de invierno de esta villa.

Se trata de una fiesta popular que tiene como acto central una peculiar y explosiva batalla campal con verduras, petardos y harina entre dos bandos satíricos que luchan por hacerse simbólicamente con el poder político de la localidad.

Más de un millar de personas han asistido este lunes a una de las jornadas más peculiares de las fiestas de invierno de Ibi (Alicante) en la que “els enfarinats” (“los enharinados”) ha tomado el mando del pueblo de forma ficticia y por un día batallando a golpe de huevos, harina y petardos.

El concejal de Fiestas y Tradiciones, Santi Cózar, ha dicho a Efe que no tenían constancia de que se hubieran registrado incidentes durante la “batalla”, que ha tenido lugar en la plaza de la Iglesia.

Estas fiestas, una de las más antiguas de la Comunitat Valenciana, están documentadas de que se celebran en esta localidad juguetera desde 1797, aunque existen actas según las cuales se remontan a dos siglos antes.

“Se derivan de las fiestas del Niño Jesús y están declaradas de Interés Turístico Autonómico (2009), aunque, con vistas al próximo año, vamos a pelear por lograr” que obtengan la declaración de “Interés Turístico Nacional por el auge que tienen, razón por la cual hemos preparado la documentación” correspondiente, ha indicado Cózar.

“Els enfarinats”, ataviados con atuendos estrafalarios y con el rostro completamente embadurnado de harina, someten bajo su “mandato” a esta villa alicantina durante la festividad de los Santos Inocentes y recaudan fondos (“impuestos”) en los comercios, dinero que se destina al asilo de ancianos de San Joaquín del municipio.

Además, este “gobierno” de lo absurdo sanciona a todo el mundo puesto que, por ejemplo, se multa tanto el caminar por la acera como por la calzada, o ir por el sol y también por la sombra.

Enmantados (Amantats)

Son los encargados de pregonar una serie de bandos la noche del 27 de diciembre. En este acto, los “Enmantados” recorren la población en una furgoneta, desde la cual van efectuando una serie de paradas en las que con humor van realizando una serie de críticas a los aspectos más destacables, normalmente políticos, que han ocurrido durante el año. Van vestidos simplemente con una manta sobre los hombros. Al día siguiente cambian su papel por el de “los Enharinados“.

Enharinados

Son los protagonistas de la fiesta, que la noche anterior han hecho el papel de “Enmantados“. El grupo de “Enharinados” es un grupo de hombres casados, condición esta indispensable; en cuanto al número de componentes es invariable, ya que la pertenencia al grupo está basada en la amistad de muchos años. Durante los últimos años vienen siendo unos catorce.

Todos ellos van vestidos de manera estrafalaria y llamativa, con ropas viajes, remendadas, y de colores fuertes. Llevan sombrero y la cara pintada por completo, aunque a pesar de ellos se les puede reconocer.

Cargos

  • Alcalde. Es la máxima autoridad festera y, para diferenciarse del resto, lleva sombrero de copa alta, medallas, bandas, y una extravagante vara de alcalde de la cual cuelgan cebollas, ajos, zanahorias, etc.
  • Juez y secretario. Suelen llevar elementos identificativos como una gran maza para los juicios y un gran libro donde se llevan las cuentas de las multas según su particular ley, y donde también se efectúan las rebajas correspondientes.
  • Alguaciles. Encargados cada uno de una tarea: llevar las llaves de la prisión; hacer sonar la corneta y el tambor para anunciar los bandos; llevar cohetes y harina para los que son arrestados; y uno de los más representativos, el que lleva el “Aixavegó“, que es una red que se utilizaba para llevar la paja, y que en este acto se utiliza para perseguir y capturar a quien no paga las multas.

Se han añadido nuevos cargos diferentes a los tradicionales como el fiscal con su particular “ley del embudo”, los sanitarios, etc.

Oposición

El grupo de la oposición, pretenden arrebatar a los “Enharinados” el poder, y que de esa manera lo pierdan después de una batalla de huevos, harina y cohetes.

Rey y virrey

Se trata de los representantes de los bailadores que cerrarán los actos de la fiesta.

Curiosidades

La fiesta es de origen incierto, y se recuperó en 1981, después de que a finales de los años 50 dejara de celebrarse. Desde su recuperación se han introducido algunas innovaciones, como la sustitución del carro que se utilizaba como transporte de “los enmantados” por una furgoneta; o la costumbre de rebautizar algunas calles y plazas del pueblo, dándoles nombres más divertidos.

El contexto en el que se celebran “los Enharinados“, es decir, las Fiestas de invierno de Ibi, están declaradas de Interés Turístico Autonómico desde 2009, y desde hace años numeros medios de comunicación se hacen eco de esta festividad que durante esos días aparece en televisión, radio y prensa.

‘Asalto’ al poder

Los “insurgentes” ejercen por un solo día “el poder civil” de Ibi, en concreto, los cargos de alcalde, juez, alguacil, fiscal, secretario, concejal de Hacienda y cajero, entre otros.

La jornada ha comenzado cuando “els enfarinats” han corrido hasta el ayuntamiento para arrebatar la vara de mando del pueblo al alcalde, Rafael Serralta, para instaurar unas normas no escritas que llaman “Justicia nueva”, ante el rechazo de un colectivo de vecinos, que recibe el nombre de “oposición” y que tiene el denominador común de portar una chistera negra adornada con estrellas de papel.

Luego, “els enfarinats” y la “oposición” se han trasladado a la plaza de la iglesia donde se han desarrollado las escaramuzas, bajo el estruendo de miles de petardos, carretillas y arrojando varios miles de kilos de harina y verduras.

A la hora de comer se ha suscrito “un acuerdo temporal de no agresión” para poder degustar los platos típicos de la gastronomía tradicional.

Las fiestas de invierno de Ibi, en las que se enmarcan la jornada de “els enfarinats”, culminan el próximo 6 de enero, con la visita de los Reyes Magos.


Leave a Reply

Your email address will not be published.