Kim Jong-un (AP)

El dictador norcoreano Kim Jong-un animó a su población a comenzar a comer carne de perro, en lugar de otras como la de pollo, carne de res, cerdo o pato, porque, según el líder, contiene más vitaminas.

Hasta en este tema el dictador de Corea del Norte mostró su costado sanguinario. Es que recomendó a los ciudadanos a golpear a los perros hasta su muerte para que la carne luego tenga mejor sabor.

El medio oficialista The Korea Times indicó que la carne de ese animal es buena para el estómago y los intestinos.

Kim Jong-un aconsejó matar a golpes a los perros para que la carne tenga mejor gusto

Asimismo, apuntó que una vez asesinado el animal a golpes, su pelaje debe ser quitado antes de ser quemada la carne, consigna Daily Mail.

En Corea del Sur, muchos activistas por los animales protestaron por esta práctica de carnicería.

La Televisión Central de Corea (KCTV) presentó la historia de un restaurante que vende carne de perro en Pyongyang. Ese medio señaló que el hecho de tener éxito en la fabricación de carne de perro hace a ese lugar de comidas “único”.

La emisora de radio Tongil Voice describió al guiso de perro como “la mejor medicina”.