El juicio del ‘caso Nóos’ empezará el 11 de enero

3313400El juicio del ‘caso Nóos’ empezará el 11 de enero con la infanta Cristina y Urdangarin en el banquillo

AGENCIAS El juicio del caso Nóos arrancará el 11 de enero de 2016 con la infanta Cristina -que se enfrenta a una petición de ocho años de cárcel como presunta cooperadora de dos delitos fiscales-, su marido, Iñaki Urdangarin, y otras 16 personas sentadas en el banquillo de los acusados. Se prolongará durante varios meses y en él declararán 363 testigos, entre ellos, el exministro Rodrigo Rato y los expresidentes autonómicos Alberto Ruiz-Gallardón y Francisco Camps.

El juicio, cuya fecha ha anunciado este martes la Audiencia de Palma, se celebrará más de cinco años después de que el juez José Castro comenzara a investigar el presunto desvío de más de seis millones de euros de dinero público a través del Instituto Nóos, que puso en marcha Urdangarin con su exsocio, Diego Torres.

La vista oral no se celebrará en la sede de la Audiencia sino en una sala de la Escuela Balear de la Administración Pública (EBAP), en el Polígono de Son Rossinyol del extrarradio de Palma, donde ya han tenido lugar otros macrojuicios.

La infanta se enfrenta a una petición de ocho años de prisión y multa de 2 millones de euros por parte de Manos Limpias como presunta cooperadora de dos delitos contra la Hacienda Pública de los que se acusa a Urdangarin por defraudar al fisco en los ejercicios 2007 y 2008 a través de la empresa Aizoon, que compartían al 50%. La Fiscalía, por su parte, solo la considera responsable civil a título lucrativo por haberse beneficiado de los fondos supuestamente defraudados por su esposo.

Urdangarin está acusado además de tráfico de influencias, malversación, prevaricación, fraude, estafa, falsedad y blanqueo de capitales por usar el Instituto Nóos y entidades satélites para saquear fondos de las instituciones públicas de Baleares, Valencia y Madrid, informa Efe. El marido de la infanta se enfrenta por eso a una petición de 19 años y 6 meses por parte de la Fiscalía y de 26 años de prisión por parte de Manos Limpias.

La defensa de la infanta apelará a la ‘doctrina Botín’

El abogado de la infanta, Miquel Roca, ha explicado este martes a los medios que el mismo 11 de enero, en la primera sesión del juicio en el que se abordarán las cuestiones previas, pedirán al tribunal que exculpe a la infanta Cristina en aplicación de la ‘doctrina Botín’, que no permite juzgar a alguien si solo le acusa quien ejerce la acción popular, en este caso Manos Limpias.

Para el letrado, la acusación contra la infanta no se puede sostener “cuando ni la Abogacía del Estado ni la Fiscalía” la respaldan, por lo que solicitarán que se resuelva esa cuestión de forma “inmediata” en el inicio del juicio y no en la sentencia, lo que evitaría a la infanta acudir al resto de sesiones y tener que declarar.

Los abogados de la infanta Cristina intentaron que esta cuestión se resolviera antes del inicio del juicio para evitar la imagen de la hermana del rey Felipe VI sentada en el banquillo, pero la Audiencia de Palma lo rechazó.

Según han explicado a RTVE.es fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Baleares, todos los acusados, incluida la infanta, tendrán que sentarse en el banquillo el 11 de enero independientemente de cuál sea la decisión del tribunal sobre las cuestiones previas que se planteen ese primer día.

El resto de sesiones del juicio se fijarán el próximo 23 de octubre en una vista en la que están citados el fiscal y los abogados, pero no los acusados. Los letrados tendrán que dar cuenta de los juicios que tengan ya señalados con antelación al de Nóos entre enero y julio de 2016.

Jaume Matas y Alfonso Grau entre los acusados

Al margen de la infanta Cristina y Urdangarin, también serán juzgados en relación con su papel en el Instituto Nóos, el exsocio de aquel, Diego Torres; su mujer, Ana María Tejeiro; el excontable Marco Antonio Tejeiro; el exasesor jurídico Miguel Tejeiro; y el abogado Salvador Trinxet por urdir presuntamente una red de evasión fiscal internacional.

En el ámbito balear, según la relación de Europa Press, se sentarán en el banquillo el expresidente autonómico Jaume Matas, el exdirector general de Deportes José Luis Pepote Ballester, el exgerente de la Fundación Illesport Gonzalo Bernal, el exasesor jurídico del Instituto Balear de Turismo (Ibatur) Miquel Ángel Bonet, y el exgerente de esta entidad Juan Carlos Alía.

En cuanto a los ex altos cargos de la Comunidad Valenciana, serán juzgados el exvicealcalde de Valencia Alfonso Grau, el exsecretario autonómico de Eventos de la Generalitat Valenciana Luis Lobón, el exdirector general de la Ciudad de las Artes y las Ciencias (Cacsa) Jorge Vela, la exdirectora de gestión Elisa Maldonado, y el también exdirector general José Manuel Aguilar. También se encuentra en la lista la exconsejera delegada de Madrid 16 Mercedes Coghen.

363 testigos entre los que no estará el rey Felipe VI

La Audiencia de Palma ha decidido también que durante el juicio declaren 363 testigos y 21 peritos. Entre los testigos rechazados figura el rey Felipe VI, que no declarará como había pedido la defensa de Diego Torres porque así lo ha acordado la sala por imperativo legal.

El artículo 411 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal establece expresamente que “el rey está dispensado de la obligación de prestar declaración“, dice el auto.

Tampoco declararán los reyes eméritos Juan Carlos y Sofía, la infanta Elena y su exmarido, Jaime de Marichalar, o la princesa Corina Sayn-Wittgenstein como también quería Torres.

Quienes sí comparecerán ante el tribunal para declarar como testigos serán los exjefes de la Casa Real Fernando Almansa y Alberto Aza; así como el exvicepresidente del Gobierno y exministro de Economía Rodrigo Rato, actualmente inmerso en otros procedimientos judiciales, y el exministro de Justicia y exalcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón.

También el que fuera secretario de las infantas Carlos García Revenga, que estuvo imputado en el caso, y el ex asesor jurídico de la Casa Real José Manuel Romero, conde de Fontao, así como el expresidente de la Comunitat Valenciana Francisco Camps, la exalcaldesa de Valencia Rita Barberá y el exconseller Esteban González Pons.

Otros testigos serán la exalcaldesa de Madrid Ana Botella y el exsecretario de Estado de Deportes Jaime Lissavetzki, informa Efe.

Aclarar cuál fue el papel de la infanta Cristina

Durante el juicio, los interrogatorios estarán centrados principalmente en cómo operaban las empresas que conformaban el entramado de desvío de fondos públicos por el que Urdangarin y su exsocio Diego Torres se habrían apoderado de hasta 6,2 millones de euros de la Comunidad Valenciana, Baleares y Madrid.

Respecto a una de esas mercantiles que integraban la trama, Aizoon -de la que eran copropietarios la infanta y Urdangarin-, el tribunal ahondará en cómo se llevó a cabo su constitución y cuál fue el papel que ejerció la infanta Cristina al frente de la empresa, presunta tapadera de la que se sirvió Urdangarin para desviar fondos públicos y defraudar hasta un total de 337.138 euros en las cuotas del IRPF correspondientes a los años 2007 y 2008.

El hecho de que la hermana del rey Felipe VI figurase como vocal en el Consejo de Administración del Instituto y como socia al 50% de Aizoon, comenzó a suscitar las sospechas de los investigadores en torno a hasta qué punto era conocedora de las actividades supuestamente irregulares de Urdangarin y Torres.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.