El exgerente de Imelsa acusa a Rajoy de “estar al corriente” de la trama corrupta

descarga
image-423330
AGENCIAS 
El exgerente de la empresa pública Imelsa, Marcos Benavent, ha acusado este viernes al presidente del Gobierno en funciones y del Partido Popular, Mariano Rajoy, de “estar al corriente” de la supuesta trama corrupta que se investiga en el juzgado de instrucción numero 18 de Valencia. Pero no solo ha apuntado a Rajoy, también ha señalado que el expresidente de la Generalitat Valenciana Francisco Camps y el PP conocían la existencia de la trama de corrupción.

No obstante, Benavent ha reconocido que el expresidente de la Diputación de Valencia Alfonso Rus nunca le dijo que hubiese hablado con Rajoy ni él lo hizo directamente con Camps.

Benavent, el autodefinido como ‘yonqui del dinero’, ha hecho estas manifestaciones a los medios de comunicación momentos antes de declarar como investigado en una de las piezas del caso Imelsa, en la cual se investigan presuntas irregularidades en la adjudicación de contratos de Cultura a cambio de comisiones ilegales o “mordidas” durante la etapa de Gobierno de Rita Barberá..

“Ya se sabe como está la situación en Valencia. Yo creo que Francisco Camps estaba al corriente, Mariano Rajoy estaba al corriente y el partido también; lo vemos todos los días, tenemos que hacer despertar a la gente”, ha afirmado.

“El partido está imputado por corrupción, por destruir discos duros… Negar que el presidente de su partido conociese lo que sucedía… Vamos, yo no lo hago tan tonto. Cada uno que crea lo que quiera. Se me ha ocurrido viniendo en el coche: cuando esta gente sale mintiendo en televisión nos deberíamos levantar del sofá y hacerles así (una pedorreta)”, ha agregado.

Benavent ha insistido en que “no hay que tener miedo, porque el problema del mensaje del miedo es que la gente se queda bloqueada en el sofá”.

En su opinión, la corrupción es un fenómeno generalizado en España: “Todas las instituciones están tocadas, desde la monarquía hasta los tribunales y los gobiernos. Es una forma de proceder y es fácil que siga pasando, no lo dudéis. Hay que tomar conciencia de eso, porque no se pueden ratificar ciertas cosas en las urnas y decir que la corrupción es la máxima preocupación, es una cuestión de valores”.

Benavent acusa a más ‘populares’

Preguntado por el actual presidente provincial del PP, Vicente Betoret (ex número dos del partido cuando lo presidía Rus), ha indicado que cree que “estaba enterado de las comisiones” porque “asistía a reuniones”.

Sobre otros exconsellers en gobiernos de Camps, como Gerardo Camps, Víctor Campos y Alejandro Font de Mora, a los que Benavent ha implicado en el cobro de “mordidas”, ha reiterado que “quien estaba de conseller no puede decir que desconocía las cosas”, y se ha referido concretamente al caso de la empresa pública Ciegsa, dedicada a la construcción de centros educativos.

“No pueden decir que no sabían nada, no eran tan tontos. Ciegsa era una empresa que manejaba cientos de millones, que construía colegios y que tuvo un déficit de mil millones de euros. Era una forma sutil de administrar esas cosas, ¿quién va a negarse a que se renueven o construyan colegios?”, ha añadido.

Sobre el expresidente del Consell Víctor Campos ha afirmado que cree que “los constructores iban a su despacho. Todos los consellers sabían de las movidas que había a todos los niveles“, ha apuntado Benavent, quien ha recordado que tanto Ciegsa como la Fundación Jaume II el Just dependieron en su momento del también exconseller Esteban González Pons.

“Mordidas” que entregaba a la concejala de Cultura

Ante el juez, Benavent ha declarado también que e cobró “mordidas” por la adjudicación de contratos de la Concejalía de Cultura de Valencia y que entregó esas cantidades a la entonces titular del departamento, María José Alcón, pero ha negado haber entregado fondos al PP local.

“Yo entregaba el dinero a María José (Alcón) y Vicente (Burgos) -entonces presidente de la Fundación Jaume II el Just y marido de Alcón-, al partido yo no entregué ninguna cantidad”, ha explicado a la salida del juzgado.

Preguntado por unas conversaciones que constan en el sumario del caso en las que él mismo le dice a Alcón “10.000 euros para ti, 5.000 para mí y 5.000 para el partido”, Benavent ha afirmado: “Las conversaciones son muy relativas”.

Sin embargo, ha reconocido que sí que se desviaron fondos al partido obtenidos de las mordidas por contratos adjudicados desde las empresas públicas Ciegsa -de la Generalitat Valenciana-  e Imelsa -de la Diputación de Valencia-.

Según la Unidad Central Operativa (UCO), Benavent, uno de los principales investigados del caso Imelsa, podría haber recaudado al menos 83.000 euros en comisiones ilegales de contratos supuestamente amañados por la exconcejala de Cultura.

Los investigadores achacan a Benavent el doble papel de “intermediario” y “recaudador”, mientras que Alcón “hacía valer su posición privilegiada” para “influir” en la adjudicación a determinadas empresas, según sus conclusiones.

Alcón se niega a declarar

Previamente a su declaración, acudió ante el juez en calidad de investigada -imputada- la exconcejal de Cultura del Ayuntamiento de Valencia María José Alcón, pero se ha negado a declarar

La exconcejal -mujer de Alfonso Grau, exvicealcalde de Valencia, también investigado en varias piezas de esta causa- está investigada por recibir comisiones ilegales a cambio de la adjudicación de diversos contratos municipales.

Además de Benavent y Alcón, también estaban citados este vierne los empresarios José Adolfo Vedri, responsable de la firma Engloba, y Carlos Turró (Cleop), que fueron adjudicatorios de contratos. Ambos han negado rotundamente haber abonado comisiones por dichas adjudicaciones y haber mantenido más relación que la mera profesional con Benavent.

Qué se investiga en esta pieza del caso

En el caso Imelsa se investiga una supuesta trama de cobro de comisiones ilegales y blanqueo de capitales que tenía su origen en la adjudicación supuestamente irregular de contratos desde varias administraciones públicas controladas por el PP.

Las declaraciones de este viernes se enmarcan en la pieza separada E, en la que se investigan los delitos de prevaricación y cohecho con el supuesto cobro de “mordidas” en los contratos de mantenimiento de La Lonja, limpieza de las Torres de Quart, conservación de los puentes históricos de Serrano y Trinidad, y explotación y gestión del centro cultural La Rambleta.

Según han dejado patente los investigadores de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil en uno de los informes que constan en el sumario del caso, Alcón y Benavent perseguían dar los contratos de la Mostra de 2006 a sociedades acordadas de forma previa, de acuerdo a “intereses particulares” ajenos al general a cambio de una contraprestación. Al respecto, se recoge una conversación en la que Alcón le preguntaba a Benavent: “¿De aquí sacaremos alguna cosilla?”.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.