EEUU: la Policía abatió a dos sospechosos del tiroteo en San Bernardino

En una impresionante cacería por las calles de San Bernardino, las autoridades lograron detener la camioneta negra en la que los atacantes escaparon luego de abrir fuego en un centro para discapacitados. Una tercera persona fue detenida, pero no se sabe si participó en la masacre en la que murieron al menos 14 personas

0013861672
image-275236
Al menos 14 personas murieron y otras 17 resultaron heridas en un tiroteo perpetrado en Estados Unidos, en un centro para discapacitados ubicado en San Bernardino, a 100 km al este de Los Ángeles.

Las autoridades confirmaron que dos de los sospechosos de haber abierto fuego en el Centro Regional Inland fueron abatidos en una persecución por las calles de la ciudad.

“Se trata de un hombre y de una mujer. Iban vestidos con ropa de asalto y llevaban rifles y pistolas”, explicó en una rueda de prensa el jefe policial Jarred Burguan, quien agregó: “No sabemos quiénes son, pero estaban preparados como si se tratara de una misión”.
Varios medios estadounidenses, entre ellos Fox News y NBC News, señalaron a un hombre llamado Sayed Farouk como uno de los sospechosos del ataque, aunque la información no fue oficialmente confirmada.
Una tercera persona fue detenida tras ser vista salir del lugar del tiroteo, pero las autoridades no pudieron confirmar si participó en la masacre.
La conferencia de prensa de la Policía de San Bernardino tras la persecución al vehículo con los sospechosos del ataque
Las autoridades todavía desconocen las razones que motivaron la masacre pero el director adjunto del FBI en Los Ángeles, David Bowdich, no descartó que se trate de un acto terrorista. “Es una posibilidad, pero todavía no lo sabemos”, declaró.
Las cadenas de TV y los portales de noticias mostraron las imágenes del lugar donde las autoridades lograron detener una camioneta negra. El vehículo quedó completamente destruido por la balacera.
La Policía intercambió disparos con sospechosos del ataque en San Bernardino y abatió a dos de ellos

El tiroteo comenzó cerca de las 11 locales (18 GMT) en el Centro Regional Inland, que acogía a esa hora un evento organizado por el condado de San Bernardino.

El empleado del centro Brandon Hunt contó a la cadena CNN que un centenar de personas habían acudido al evento, además de unos 550 trabajadores, que “se encerraron en oficinas y armarios para intentar estar a salvo”.

 


Leave a Reply

Your email address will not be published.