Desbloqueo de la T-2 con una inversión de 50 millones para el tramo comprendido entre la calle Alicante y el Oceanogràfic

Valencia Noticias | Redacción.- De los 65 millones de euros de fondos europeos adicionales para inversiones que llegarán a la Comunitat Valenciana, , un total de 20, a los que el gobierno autonómico añadirá otros 30, servirán para desbloquear la ejecución de la línea de transporte público T-2, actualmente paralizada, y acometer la ejecución del tramo comprendido entre la calle Alicante y el Oceanográfico, a pesar de la ausencia de financiación estatal para “una infraestructura fundamental y prioritaria para el Govern de la Nau”. Lo ha anunciado esta mañana el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, junto con el alcalde de Valencia, Joan Ribó, después de una reunión en la que también han sido presentes los consejeros María José Salvador y Vicent Soler.

Ximo Puig y Joan Ribó.

Ximo Puig y Joan Ribó.

“Es una profunda satisfacción poder desbloquear una línea, la T-2, que es fundamental para conectar muchos barrios de la ciudad, que pasa por Antic Regne de València y conecta Russafa y l’Eixample, que continúa por la calle del General Urrutia…Una línea de transporte público que une servicios fundamentales, como es la Ciudad de la Justicia, y enclaves muy turísticos como la Ciutat de les Arts i les Ciències, con la esperanza de que lo más pronto posible conecte también con Natzaret, que es un objetivo fundamental del Govern de la Nau”, ha manifestado Joan Ribó en esta comparecencia junto al president de la Generalitat, Ximo Puig, la consellera de Territorio, María José Salvador, y el conseller de Hacienda, Vicent Soler.

“Tanto el Gobierno del Ayuntamiento como el de la Generalitat parece que a veces nos dediquemos a desatascar cosas, porque en su momento- y también vinculado a la T-2- desatascamos el problema del aparcamiento de la plaza Ciudad de Brujas, y ahora se desbloquea una línea de transporte que fue la solicitud de inversión que consideramos fundamental para la ciudad de València en los presupuestos generales del Estado”, ha añadido Ribó.

Ribó ha agradecido al Gobierno de la Generalitat “el esfuerzo que está haciendo para desatascar la ejecución de la línea T-2, y el acuerdo que hoy anunciamos nos parece un paso adelante”. Después de valorar que “hoy es un buen día para València, porque para el Govern de la Nau es muy importante avanzar en la movilidad y en las conexiones, que son un asunto clave no solo para la ciudad sino para toda el área metropolitana”, Ribó ha vuelto a reivindicar la financiación estatal. “Cuando se hace el metro en Sevilla o en Málaga hay inversiones estatales anuales. Las podéis ver en los presupuestos generales de los últimos años. ¿Por qué en València no hemos tenido nada, ninguna inversión? Cuando se plantea un contrato programa para subvencionar la movilidad en el área metropolitana de Barcelona, Madrid y otras ciudades, hay financiación estatal, y para València el gobierno de Rajoy no destina nada”.

El alcalde de València ha vuelto a recordar que “es imprescindible de una vez por todas que el Gobierno del Estado se acuerde de que en València tenemos un área metropolitana con 1,8 millones de habitantes que entran y salen de la ciudad, y que igual que en las otras grandes área metropolitanas se ha de financiar tanto la inversión como el funcionamiento del transporte público”.

De estos 50 millones de euros para desbloquear la ejecución de la T-2 entre la calle Alicante y el Oceanogràfic, 30 son aportados por la Generalitat, y los otros 20 son parte de la reprogramación de fondos europeos que “permitirá realizar actuaciones en distintos puntos de la Comunidad Valenciana por un valor de 65 millones de euros adicionales”, según ha anunciado el president Ximo Puig en una comparecencia junto al alcalde Joan Ribó, y los consellers María José Salvador y Vicent Soler.

Ximo Puig ha destacado que estos 65 millones, de los que 20 serán para desbloquear la ejecución de la T-2 en un tramo que tendrá de estar concluido antes de 2023, “suponen una nueva muestra de confianza de las instituciones europeas en la gestión del nuevo Gobierno de la Generalitat, que va a permitir avanzar en la ejecución de la línea T-2 abandonada por los anteriores gobiernos”. El presidente se ha referido a dos años “en los que hemos desplegado una intensa agenda para resituar el prestigio y la reputación de la Comunitat Valenciana y generar una nueva atmósfera que posibilite alcanzar acuerdos como el de estos 65 millones adicionales, 42 millones extra y 23 millones de reasignación de proyectos”.

Puig  ha agradecido al alcalde “toda la colaboración que hemos tenido desde el Ayuntamiento de València, y que vamos a continuar teniendo, para avanzar en un cambio de paradigma en el que dos años no es nada cuando se viene de una situación en la que el transporte público estaba claramente en València y su área metropolitana”.

La consellera María José Salvador ha puntualizado que “la actuación global para concluir totalmente la T-2 es de 172 millones de euros. No hay ningún proyecto hecho sobre esta infraestructura y hemos de comenzar de cero. Optar a estos primeros 20 millones de fondos europeos ha supuesto un gran esfuerzo, porque cuando llegamos al gobierno sólo nos encontramos con 200 millones enterrados y con la necesidad de resetear y con el reto de reemprender por culpa de la mala planificación de los anteriores gobiernos del Partido Popular, con una absoluta falta de previsión y planificación desde el punto de vista económico. Pero nuestro objetivo es que la conexión entre la Estació del Nord y Natzaret esté al servicio de los ciudadanos en el más corto plazo de tiempo”. Unas consideraciones en las que ha abundado también el conseller de Hacienda, Vicent Soler

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.