Dermatología de la Marina Baixa diagnostica 20 nuevos casos de melanoma en lo que va de año

El servicio de Dermatología del Departamento de Salud de la Marina Baixa ha diagnosticado 20 nuevos casos de melanoma desde que comenzó el año. Asimismo, este servicio diagnosticó 30 nuevos casos de melanoma en 2014, 10 menos que en el año anterior.

Como explica la doctora María Leiva, dermatóloga del Hospital Marina Baixa, a pesar de un aumento de casos en 2013, la cifra se ha estabilizado en esta área de salud, con un diagnóstico de aproximadamente 30 casos anuales.

Fotografía: La doctora María Leiva realizando revisión semestral de lunares a un paciente con antecedentes de melanoma
image-211649

Fotografía: La doctora María Leiva realizando revisión semestral de lunares a un paciente con antecedentes de melanoma

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, el 50-90% del cáncer de piel es debido a una excesiva exposición a la radiación UV. “A pesar de las campañas de concienciación sobre los efectos perjudiciales de la radiación ultravioleta, se ha demostrado que los ciudadanos no son aún lo suficientemente conscientes de los efectos nocivos del sol ni de la necesidad de protección solar diaria teniendo en cuenta las condiciones climatológicas propias de la Marina Baixa”, explica la doctora.

“El melanoma es muy poco frecuente en la infancia y adolescencia, se da fundamentalmente a partir de los 30 años, aunque se observa, cada vez con más frecuencia, en gente más joven”, indica.

Además del melanoma, tomar el sol en exceso puede provocar la aparición de otros cánceres cutáneos más frecuentes como el carcinoma basocelular o carcinoma espinocelular, lesiones precancerosas como las queratosis actínicas, además de agravar enfermedades sensibles a la radiación solar como el lupus, provocar reacciones de sensibilidad a medicamentos, la aparición de fotodermatosis (enfermedades inducidas por el sol) y un envejecimiento precoz de la piel.

Cabe destacar también que el sol, tomado con precaución, tiene efectos positivos como es, por ejemplo, la producción de Vitamina D, necesaria para el buen funcionamiento del organismo y que ayuda a prevenir enfermedades como la osteoporosis.

Para prevenir el daño solar, es fundamental evitar la exposición en las horas centrales del día (entre las 12.00 y las 16.00 horas), utilizar sombreros, ropa oscura, sombrillas, crema solar, gafas de sol, así como evitar las cabinas de bronceado y extremar la fotoprotección en niños y adolescentes.

“Además, hay que tener en cuenta que, en nuestra región, el daño solar es continuo a lo largo del día y que no es suficiente con protegerse en la playa o en la piscina. Únicamente con la actividad diaria, como por ejemplo en el camino al trabajo o cuando salimos a comprar, se puede acumular un importante daño solar”, explica la doctora Leiva.

En este sentido, es importante incidir en la población de riesgo como las personas de piel clara, que han sufrido quemaduras intensas en la infancia o adolescencia, las personas que practican deporte al aire libre o que trabajan expuestos al sol, personas con antecedentes personales o familiares de melanoma y usuarios de cabinas de bronceado, entre otros.

El melanoma, a pesar de ser un cáncer muy agresivo, con altas tasas de mortalidad en fases avanzadas, la gran mayoría puede curarse gracias a un diagnóstico precoz.

Como explica la doctora Leiva, “el crecimiento de la lesión está relacionado con el tiempo entre la aparición del tumor y su detección, que afortunadamente es posible al ser visible. Por lo tanto, en la actualidad, la herramienta más importante para vencer a esta enfermedad es la identificación temprana de los melanomas mediante el examen clínico”.

Para detectarlo a tiempo, es aconsejable acudir al médico de Atención Primaria ante lesiones que presenten asimetría, varios colores, sangrantes, que han sufrido cambios, son muy diferente de las demás o han aparecido recientemente.

También se recomienda una autoexploración cutánea cada 3 meses visualizando toda la superficie corporal, incluyendo el cuero cabelludo. Es recomendable seguir siempre el mismo método para no olvidar ninguna zona del cuerpo.

La importancia del índice ultravioleta

El índice ultravioleta (UV) se puede consultar en medios informativos del tiempo, en algunas playas e incluso en algunas aplicaciones móviles.

Cuando el índice UV sea mayor o igual a 3, se debe iniciar medidas de protección solar al realizar cualquier actividad al aire libre. En la provincia de Alicante, el índice UV medio es igual o superior a 3 desde marzo a octubre, por lo tanto la protección solar es necesaria prácticamente todo el año en esta región tan soleada.

 


Leave a Reply

Your email address will not be published.