Continúan produciéndose accidentes en piscinas públicas y privadas

Pese a que en muchas ocasiones la solución está al alcance de la mano, año tras año se siguen produciendo accidentes y, por desgracia, fallecimientos en piscinas de todo tipo. Tanto las administraciones como los ciudadanos debemos ayudar a evitar que estos trágicos datos se sigan repitiendo y, en este sentido, desde AVACU-CECU quieren recordar algunas cuestiones a tener en cuenta para mejorar nuestra seguridad y, especialmente, la de los más pequeños:

· Seguridad infantil: hay que supervisar siempre a los niños y nunca dejarlos solos. También hay que evitar que jueguen a darse empujones o a correr alrededor de la piscina. Si no saben nadar deben llevar puesto un dispositivo (flotador, manguitos…) adaptado a su edad y que cumpla con los requisitos exigidos por la Unión Europea. Los flotadores deben contar con una válvula antirretorno, cuyo tapón no pueda separarse fácilmente, y no incluir piezas pequeñas. Todos los años, el Instituto Nacional del Consumo retira mediante su Red de Alerta algún dispositivo de flotación por presentar problemas de seguridad. Además, estos artículos deben llevar un etiquetado completo en castellano, con las advertencias correspondientes y se deben leer esas instrucciones con detenimiento. Es preferible que el artículo no tenga PVC.

· En todo tipo de piscinas es fundamental que el pavimento alrededor de la misma no sea deslizante. En este sentido, muchos usuarios de piscinas públicas han denunciado a CECU la existencia de suelo muy resbaladizo en algunas de ellas que provocan caídas y heridas de forma habitual. Así lo comentaba también hace unos días el Instituto de Biomecánica de Valencia, que denunció que, pese a que existe normativa al respecto, muchas piscinas siguen teniendo zonas resbaladizas, esquinas peligrosas o elementos rotos o estropeados que pueden causar heridas.

· Comprobar la profundidad de la piscina antes de introducirse en el agua y observar si hay otros usuarios cerca para no caer sobre ellos.

· Está prohibida la existencia de palancas de salto, deslizadores y trampolines en todas las piscinas que no estén dedicadas a competición o bien destinadas a ese uso concreto.

· Si dispone de una piscina particular, es recomendable poner una valla o algún sistema que impida que los niños accedan a ella si no están acompañados. Un estudio de ANEC (Asociación Europea de Consumidores para la Normalización) recuerda que las vallas de las piscinas suelen ser ineficaces para impedir que los niños las escalen. Los datos mostraron que las barandillas de barras verticales con una altura de entre 110 y 120 cm. pueden ser escaladas por la mitad de los niños de entre 4 y 6 años en menos de 30 segundos. La barandilla más eficaz fue la de 120 cm. de altura con cierto ángulo de inclinación hacia el niño, que no pudo ser superada por el 90%.

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

2 Responses to "Continúan produciéndose accidentes en piscinas públicas y privadas"

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. alfonso  12 de noviembre de 2012 at 21:19

    Que altura tiene que tener la valla que cerca una piscina publica en la Comunidad Valenciana

    Responder

Leave a Reply

Your email address will not be published.