Compromís pide la incorporación al patrimonio valenciano del antiguo Convento de Predicadores May 28th 2016, 11:36

 

La diputada de Compromís en las Corts Mª Josep Ortega ha presentado una Proposición No de Ley (PNL) para instar al Consell a solicitar al Gobierno central que inicie todos los trámites para la cesión a la Generalitat del antiguo Convento de Predicadores de Valencia, ahora conocido como Convento de Santo Domingo, y así que se incorpore al patrimonio público valenciano.

Desde Compromís han indicado en un comunicado que el antiguo Convento de Predicadores es uno de los monumentos con mayor interés histórico y artístico de la ciudad. El complejo, cuya primera piedra fue colocada por el rey Jaume I en 1239, fue sede de la Orden de Predicadores, y entre sus muros vivieron, entre otros, san Vicent Ferrer y san Lluís Bertran.

Además, el edificio también tuvo una notable trascendencia política por haber acogido en varias ocasiones las sesiones de las Cortes Valencianas forales.

Según Ortega, “fue declarado “Monumento Histórico-Artístico Nacional” en 1931 y, desde entonces, ha estado presente en todos los inventarios del patrimonio cultural valenciano, que le otorgan la máxima protección y que limitan las actuaciones que se pueden hacer en el edificio”.

El conjunto de edificios supera los 10.000 metros cuadrados de planta, e incluye elementos de especial interés como el Claustro Mayor, uno de los más destacados de la arquitectura gótica valenciana; el aula Capitular; la Capilla de los Reyes, del siglo XV; el Refectorio o la capilla de San Vicente Ferrer. Esta última, cuya construcción también se inició en el siglo XV, fue profundamente reformada en el XVIII.

PINTADAS Y TALLA DESAPARECIDA

“Precisamente –ha indicado Ortega–, hace unas semanas se ha sabido que la capilla de San Vicente Ferrer ha sufrido una agresión al ser repintados con purpurina sus dorados originales, y que los estucos han sido pintados con pintura plástica. También se ha arrancado el sagrario del altar mayor con total impunidad. Un atentado –ha continuado– al que hay que sumar el hecho de que hace unos años desapareció una talla de San José, obra de Ignasi Vergara, que sigue desaparecida y sin que se haya presentado la pertinente denuncia”, ha explicado la diputada.

La parlamentaria ha considerado “inadmisible” este “desprecio a nuestro patrimonio” por lo que suponen las agresiones sufridas, “por la desaparición de obras de arte que albergaba la capilla y por el uso restringido que se le da a uno de los espacios más emblemáticos del pueblo valenciano”, ya que el carácter de Bien de Interés Cultural del edificio obliga a su apertura durante, al menos, cuatro días cada mes (48 días el año), tanto en la legislación valenciana como en la española.

“Y esto –ha dicho– no se cumple porque desde 2014 hay dos días de puertas abiertas cada año en las que el ejército aprovecha para hacer todo tipo de propaganda y apología militar”.

CESIÓN DEL PATRIMONIO

Por todo esto, desde Compromís han reivindicado que el Estado español ceda al patrimonio valenciano el Convento de Predicadores y que, además, el Gobierno central “investigue los hechos perpetrados en la capilla de San Vicente Ferrer y que localice la talla desaparecida para devolverla a su sitio”.

“Es necesario que los responsables de Patrimonio hagan un informe para saber si han desaparecido más obras de arte e iniciar las acciones pertinentes. Y, por otro lado, una vez se haya recuperado el uso público y desmilitarizado del Convento de Santo Domingo, se tiene que dar a conocer a la ciudadanía, garantizándole su acceso, como uno de los bienes más importantes del patrimonio valenciano”, ha concluido la diputada.


Leave a Reply

Your email address will not be published.