Colombia autorizó bombardeos aéreos contra bandas criminales

El gobierno del presidente Juan Manuel Santos utilizará “toda la fuerza del Estado” para desmantelar a los grupos armados; el Clan Úsuga, acusado de tráfico de cocaína,en la mira

0014655287
image-365806

En un cambio en la estrategia de seguridad el gobierno, Colombia autorizó el jueves el uso de bombardeos aéreos contra las principales bandas criminales del país (bacrim), vinculadas al narcotráfico.

“La Directiva 15 permite la aplicación de toda la fuerza del Estado, sin excepción, a los grupos armados organizados o los grupos que tengan mayor capacidad hostil”, dijo el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, tras una sesión especial de la Comisión Seguridad del Senado.
Las tres principales bacrim del país, el Clan Úsuga, Los Pelusos y Los Puntilleros serán las primeras en experimentar la nueva estrategia. Bogotá las categoriza como “grupos armados organizados” por su fuerza y por poseer campamentos, armas largas, uniformes y presencia en el territorio.
El año pasado el sanguinario Clan Úsuga pidió ser incluido en las negociaciones de paz con las FARC
“Esas tres organizaciones a partir de hoy serán perseguidas autónoma o coordinadamente por las fuerzas militares y por la policía”, dijo Villegas el jueves desde la localidad cercana al golfo de Urabá, zona de influencia del Clan Úsuga, primera bacrim del país.
Juan Manuel Santos, presidente de Colombia, ya había adelantado en una entrevista con la agencia AFP que estaba dispuesto a bombardear las bacrim “si la legislación lo permite”.
El principal objetivo del gobierno es desmantelar al Clan Úsuga, formado por paramilitares desmovilizados durante el gobierno de Álvaro Uribe, entre 2003 y 2006, y acusado de enviar toneladas de cocaína a Centroamérica y Estados Unidos.
En tanto desde el surgimiento del conflicto interno colombiano, en 1964, se calcula que 260.000 personas murieron y 45.000 desaparecieron.

Leave a Reply

Your email address will not be published.