Aunque el césped de Old Trafford estaba plagado de futbolistas estrellas, la mayoría de los focos en la salida de los equipo cayeron sobre los entrenadores. José Mourinho y Pep Guardiola se reencontraron tras sus batallas en el fútbol español, esta vez como técnicos del Manchester United y el Manchester City.

El estratega portugués, ex DT del Real Madrid, fue el primero en salir al campo de juego. Cuando apareció Guardiola, antiguo técnico delBarcelona, el luso ya lo estaba esperando y se acercó para saludarlo, como sucede tradicionalmente en Inglaterra.

Luego de saludarse, Mourinho y Guardiola regresaron a su banquillo a dar indicaciones (Reuters)
Luego de saludarse, Mourinho y Guardiola regresaron a su banquillo a dar indicaciones (Reuters)

Al cruzarse, reinó la cordialidad. Mourinho y Gurdiola se estrecharon la mano, compartieron un efímero abrazo e incluso Mou le dio dos golpecitos en el hombro derecho y un cariñoso toque en el cuello a Pep.

Luego, se ubicaron cada uno en su banquillo para empezar a repartir directivas a sus equipos, que disputan una nueva edición del derby de Manchester.