Archivan la causa contra ocho guardias civiles por los golpes a un inmigrante en la valla de Melilla

Valencia noticias |AGENCIAS El Juzgado de Instrucción número 2 de Melilla ha acordado el archivo y sobreseimiento provisional de la causa en la que estaban imputados ocho guardias civiles por un presunto delito de trato degradante y otro de lesiones por los golpes que recibió un inmigrante que intentó saltar la valla el pasado 15 de octubre y que fue devuelto a Marruecos supuestamente inconsciente, según denunció entonces la ONG Prodein, entre otras. Contra la decisión cabe recurso.

El instructor, Emilio Lamo de Espinosa, subraya que “siguen existiendo” indicios de delito pero que estos “resultan insuficientes para justificar” que la investigación siga adelante, en un auto de 17 páginas al que ha tenido acceso Efe y Europa Press.

En concreto, el magistrado justifica su decisión de archivar la causa por los dos delitos investigados por la “falta parcial de acervo probatorio” ya que no se ha podido interrogar a los inmigrantes que protagonizaron el salto ese día ni se les ha podido someter a un examen médico forense para analizar sus lesiones al ser “entregados de manera inmediata” a Marruecos “sin observar la legislación” en ese momento vigente.

descarga
image-211694

“Sin esas declaraciones, se ha privado a la investigación de un elemento esencial que hubiera permitido concretar, en su caso, la procedencia de la continuación de esta causa”, indica el magistrado, convencido de que el hecho de que los inmigrantes no fueran identificados “ha condicionado la totalidad de la investigación”.

Según el juez, la “entrega inmediata (de los inmigrantes) en frontera a las autoridades marroquíes sin efectuar trámite alguno ha tenido como consecuencia la imposible práctica de diligencias esenciales para los fines de la investigación”.

El juez señala que los vídeos de las ONG “no son suficientes”

Aunque existen grabaciones aportadas por las oenegés denunciantes y la Guardia Civil, estas “no pueden considerarse por sí mismas suficientes para justificar el paso a la fase intermedia del procedimiento, y mucho menos para propiciar la apertura de juicio oral”.

En el vídeo que difundió Prodein sobre el salto del 15 de octubre se ve cómo los agentes devuelven a Marruecos a un inmigrante, que la ONG identifica como Dany, supuestamente inconsciente después de caerse de la valla tras recibir varios golpes con las porras.

Así defiende “ESPAÑA” el Ministerio del Interior (2) from Asociación Pro.De.In. Melilla on Vimeo.

El juez señala que “las imágenes en principio muestran una actuación desmesurada de los agentes, al emplear las defensas (porras) contra una persona que se encontraba subida a una escalera y agarrada con una sola mano y que perfectamente habría podido ser obligada a descender de otra manera” pero añade que “los agentes se encontraban realizando la función de rechazo en frontera en la forma en que les había sido ordenada que la llevaran a cabo, en una situación de gran tensión”.

“Valorando única y exclusivamente los medios de prueba incorporados a las actuaciones (grabaciones, testificales y declaración de agentes imputados), no puede inferirse en este momento procesal y a falta de poder practicar las diligencias de investigación pendientes, un acto inequívoco y claro de sentido vejatorio de esos agentes contra los inmigrantes“, según el entrecomillado del auto que resalta Europa Press.

Pruebas insuficientes para investigar un delito de lesiones

El magistrado también señala en su auto la imposibilidad de seguir adelante con la instrucción sobre un presunto delito de lesiones porque si bien fueron atendidos “muchos inmigrantes a pie de valla y algunos tuvieron que ser trasladados al hospital”, no fueron examinados por el médico forense y, además, las lesiones que presentaban pudieron deberse a los factores del salto a la valla.

El Juzgado de Instrucción número 2 resuelve de esta manera el archivo de toda la investigación abierta a instancias de Prodein, Andalucía Acoge, SOS Racismo y Coordinadora de Barrios por la actuación de la Guardia Civil en la valla de Melilla durante los saltos que tuvieron lugar el 18 de junio, el 13 de agosto y el 15 de octubre después de unificar las distintas denuncias en una sola causa. Lamo de Espinosa investigaba así las devoluciones en caliente y la actuación en concreto de los ocho guardias civiles imputados por los hechos del día 15 de octubre.

Sobre los saltos del 18 de junio y el 13 de agosto de 2014, hace cuatro meses la Audiencia de Málaga ya desimputó al coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil, Ambrosio Martín Villaseñor, al no ver prevaricación en las devoluciones en caliente.

Contra este auto cabe interponer un recurso de reforma en el plazo de tres días tras su notificación, o un recurso de apelación en un plazo de cinco días. Andalucía Acoge ya ha anunciado que recurrirá.


Leave a Reply

Your email address will not be published.