Aplazada la huelga de las farmacias valencianas

Los farmacéuticos valencianos se lo han pensado mejor y han decidido aplazar la huelga de dos semanas que habían previsto y que debía comenzar ayer mismo. Los representantes de los Colegios han considerado dar una nueva oportunidad al Ministerio de Sanidad y al Gobierno central. Son tajantes en la nueva fecha: dan quince días para que o bien desde el Ministerio, o bien desde la Conselleria, se realicen los pagos. Este fallo ha sido decretado por unanimidad, tras las asambleas de Valencia y Alicante el viernes, y tras la reunión de ayer en Madrid de todo el sector farmacéutico.

No obstante, las farmacias en la Comunitat Valenciana siguen al borde del abismo en cuanto a abastecimiento. No pueden suministrarse todos los medicamentos debido a las sumas que les adeuda el Ministerio de Sanidad, quien les ha hecho contraer deudas con distribuidores y entidades bancarias. Así lo detallaron ayer en la capital los presidentes de los colegios farmacéuticos valencianos, Jesús Bellver, Jaime Carbonell y María Teresa Guardiola, quienes admitieron que las 2.300 oficinas de farmacia en la comunidad no pueden soportar las dificultades. Y es que más de 200 ya no pueden comprar existencias porque han superado el plazo para abonar las facturas; muchas otras entrarán en esta situación en agosto, lo que siempre acaba repercutiendo en los mismos: la ciudadanía. Los impagos están empezando a llegar también a laboratorios y almacenes de distribución.

Los 800 profesionales ayer presentes en la reunión señalan la profunda gravedad del asunto, que requiere una solución estructural para el problema de financiación. El plan de pago previsto por el Ministerio debería, momentáneamente paliar la situación.

Por otro lado los farmacéuticos de Castelló están en pie de guerra. Han acusado al Consell de desviar las partidas presupuestarias para el pago de medicamentos a “otras cuestiones”, y señalan con el dedo acusador a cubrir la deuda bancaria. Mario Molina, portavoz de la Asociación de Farmacéuticos, ha asegurado que el gobierno central manda todos los dineros, “pero parece que la Generalitat tiene otras prioridades”. A su juicio, según Molina, entre esas prioridades cabría destacar el pago de los intereses bancarios y las nóminas de los funcionarios y altos cargos. Después estarían los farmacéuticos, “pero parece que ya no hay dinero para el pago de los fármacos”, concluye Molina. De momento, las farmacias de Castelló mantienen la convocatoria de huelga indefinida a partir del 23  de julio para exigir los 70 millones de euros que se les adeuda y solo abrirán aquellos establecimientos farmacéuticos que entren a formar parte de los servicios mínimos.
El portavoz de la Asociación de Farmacéuticos considera que habría que reducir los sueldos de los altos cargos políticos de la Generalitat. Y recuerda que la situación en la que se encuentran las farmacias de Castelló y del resto de la Comunitat Valenciana es inédita en el país. “No hay dinero pero ellos, los directores generales y los conselleres, cobran cada mes. Si nos pagan dos mensualidades sería suficiente para desconvocar la huelga, de momento, luego ya veremos. No se ve la luz al final del túnel porque no hay dinero ni voluntad de pagar lo que se debe a las farmacias”.

VLC Ciudad /infofarmacias

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

One Response to "Aplazada la huelga de las farmacias valencianas"

  1. Pingback: Bitacoras.com

Leave a Reply

Your email address will not be published.