Alcaldesa de Gandia, “tranquila” ante la querella, defiende que protegió información para que no se destruyera

 

30
image-365949
Agencias   La alcaldesa de Gandia (Valencia), la socialista Diana Morant, se ha mostrado este jueves “tranquila” ante la citación a declarar en calidad de querellada. Asimismo, ha defendido que su trabajo en las primeras horas de la legislatura fue “proteger toda la información del Ayuntamiento y, sobre todo, de la empresa pública” Iniciatives Públiques de Gandia (IPG) “para que no se destruyera o desapareciera”.

   Morant se ha expresado en estos términos en un comunicación después de que el Juzgado de Instrucción número 3 de Gandia (Valencia) haya admitido a trámite la querella presentada por el PP contra miembros del actual gobierno municipal y funcionarios del Ayuntamiento.

El PP argumenta en la querella que durante la celebración del pleno de investidura y en los días sucesivos, “se impidió el acceso a las dependencias de trabajo de diversos empleados públicos, así como a los ediles salientes”.

Al respecto, la alcaldesa, quien ha calificado de “falsas” las acusaciones del PP, ha subrayado que hicieron “lo que era lo mejor para Gandia”. “Mi trabajo en aquellas primeras horas de legislatura era proteger toda la información del Ayuntamiento y, sobre todo, la de la empresa pública para que no se destruyera o desapareciera”, ha señalado.

En este sentido, ha indicado que “lo único cierto” que argumentan desde el PP es que “les impedimos el acceso a unos despachos que ya no eran de ellos”. “El sábado fue la investidura y el PP ya no era gobierno. ¿Cómo no íbamos a impedir el acceso a las oficinas municipales y a IPG a las mismas personas que hicieron desaparecer ordenadores, borraron discos duros o sufrieron misteriosos robos cuando eran gobierno?”, se ha preguntado.

Además, ha añadido: “¿Qué escondían estos ordenadores y estos papeles que pretendían recoger para que cuando ya no eran gobierno, una de las denunciantes intentara entrar en el Ayuntamiento a las 3 de la mañana?”, o “¿por qué motivo otra de las querelladas intentó entrar a las oficinas de IPG a las 6 de la mañana 48 horas después de perder la alcaldía?”.

Diana Morant ha hecho hincapié en que “la decisión de impedir el acceso ha permitido que la gente sepa qué pasó en los cuatro años de gobierno de Arturo Torró.

Del mismo modo, ha preguntado “a quién le entre en la cabeza que Torró y su personal de confianza pretendieran seguir en sus despachos cuando habían perdido el gobierno”, ya que “tuvieron tres semanas desde las elecciones hasta la investidura para recoger sus cosas y material personal”. “Qué prisa tenían el mismo sábado, el domingo o el lunes siguientes para acceder a las dependencias municipales o a IPG”, ha manifestado la alcaldesa.

Morant ha matizado que “sí se loe permitió acceder a los despachos pero bajo un protocolo que preveía que los funcionarios garantizaran que no se destruía nada ni se llevaran material del Ayuntamiento o de la empresa pública”. “Toda la documentación y ordenadores fueron puestos bajo la custodia del secretario del ayuntamiento que fue quién tuteló que se cumplieran todos los derechos de los trabajadores y sobre todo, para evitar que se destruyera nada”, ha apostillado.

“CIRCO MEDIÁTICO”

Finalmente, la primera edil considera que la intención del PP es “pasear a la alcaldesa de Gandia por los juzgados en plena campaña electoral”. Según ha asegurado, “todo este circo mediático que está intentando montar no hará que abandonemos nuestra intención de seguir trabajando por la ciudad y sus verdaderos problemas”

Valencia noticias Noticias de Valencia, Castellón y Alicante Periódico, prensa digital valenciano, Noticies en Valencià, noticias nacionales e internacionales.

Leave a Reply

Your email address will not be published.